Ximo Puig en una imagen de archivo
Ximo Puig en una imagen de archivo I. CABALLER/CORTS VALENCIANES

Así lo ha aseverado Puig en la sesión de control de este jueves, en respuesta a una pregunta parlamentaria formulada por el síndic de Podem, Antonio Estañ, sobre "qué va a hacer el Consell para seguir avanzando en derechos en los próximos presupuestos de la Generalitat". Estañ ha valorado el acuerdo cerrado entre Gobierno y Podemos a nivel estatal para las cuentas generales del Estado y, en este sentido, ha subrayado que ese pacto "debe ser un comienzo de nuevas políticas para el país y un impulso para las propuestas reformadoras del Botànic".

A su juicio, "no hay excusas para avanzar medidas más ambiciosas en los cuentas autonómicas", por lo que ha urgido a "implementar medidas que desplieguen sobre el territorio, repercutan en las familias y su efecto impacten en la sociedad". Para ello, ve "clave" movilizar todos los recursos para ampliar parque publico de viviendas, así como cumplir con la promesa de universalizar la educación de 0-3 años que, según sus estimaciones, tendría un coste de 50 millones de euros.

"Es ahora, en la negociación de los presupuestos, donde el Consell mostrar cuáles son sus prioridades y respaldar todos y cada uno de los anuncios hechos. Tenemos mucho por hacer y un marco estatal favorable, estemos a la altura y cumplamos compromisos", ha resaltado.

Al respecto, el jefe del Consell le ha indicado que "desde el Consell habrá la mejor voluntad para intentar llegar a acuerdos en políticas que avancen en la igualdad de oportunidades", al tiempo que ha señalado que durante el proceso de discusión y elaboración de las cuentas autonómicas con la formación morada van a trabajar "como siempre" para conseguir acuerdos, en la línea planteada por Podem del que ha destacado la labor realizada que "ha sido un ejemplo" y ha puesto en valor el gobierno autonómico que "ha dado estabilidad y ha sido favorable para la economía, el desarrollo y la convivencia".

Por tanto, ha considerado que se está "en disposición de mejorar el presupuesto de la Generalitat" con las propuestas de Podem que "hay que ver cómo se pueden encajar y si se aprueba finalmente el presupuesto porque no hay una garantía absoluta de aprobación", ha indicado. Por ello, ha mostrado su deseo de que "prime el sentido común y la responsabilidad" para que salgan adelante y "se ponga por encima de todo el interés general".

Puig ha puesto en valor el "cambio evidente" que ha habido en las políticas sociales en la Comunitat con el actual gobierno autonómico con un aumento de 46,9% de aumento en políticas de protección social. No obstante, ha admitido que "aún hay grandes problemas" porque todavía hay más de un millón de personas "están al borde de la exclusión".

Para eso, ha enfatizado, se van a implementar políticas "en todos los ámbitos" que "van a generar posibilidad e igualdad de oportunidades". Además, ha destacado que este año va a ser "fundamental" para las infraestructuras educativas y ha avanzado que, hasta ayer "ya se han delegado competencias en 389 millones para la construcción y mejora de 301 centros educativos". "Este es el camino y el itinerario correcto para conseguir una nueva perspectiva social", ha zanjado

Consulta aquí más noticias de Valencia.