Pablo Bustinduy, diputado de Podemos
Pablo Bustinduy, diputado de Podemos EUROPA PRESS

Era uno de los más cotizados en las quinielas internas. El madrileño Pablo Bustinduy, portavoz de Podemos en las comisiones de Asuntos Exteriores y de la Unión Europea de las Cortes y próximo a Íñigo Errejón, será el cabeza de lista para las elecciones al Parlamento Europeo, previstas para el 26 de mayo.

La decisión, confirmada este martes tras un acuerdo entre las distintas corrientes, debe ser refrendada aún por las bases. El partido celebra estos días un largo proceso de primarias para elegir sus candidatos para las instituciones comunitarias, además de para los comicios autonómicos y municipales que tendrán lugar ese mismo domingo.

Como parte de la "lista de consenso", fuentes de Podemos justifican la elección en segundo lugar de Idoia Villanueva, senadora navarra considerada del sector pablista, y Miguel Urbán, actual eurodiputado y anticapitalista. Aunque la distribución de los puestos no se oficializará hasta finales de noviembre, tras una nueva votación interna, la dirección apuesta por conservar ese orden que, en cierto modo, aúna las tres almas fundacionales de la formación morada y supone un gesto de reconciliación tras episodios como la dimisión de Lorena Ruiz-Huerta en Madrid.

Patricia Caro, el fichaje estrella 

Junto a ellos, completan el ticket electoral la valenciana Esther Sanz (miembro del Consejo Ciudadano Estatal de Podemos), Marco Candela (activista por la vivienda en la Plataforma de Afectados por la Hipoteca y diputado en la Asamblea de Madrid) y Patricia Caro (psicóloga, investigadora sobre el sexismo y especialista en gitanas españolas). El de Caro, ajena al partido, sería por ahora el gran fichaje estrella de los morados para esta votación continental. 

Estos ombres, según reconocen fuentes de la formación a 20MINUTOS.ES, estarían en puestos de salida en función de las encuestas internas que manejan y conseguirían acta. Entre ellos, cabe recordar que, además, habrá que incorporar los que manen de las negociaciones con Izquierda Unida y Equo -suena Ernest Urtasun, actual eurodiputado- hasta configurar la candidatura paraguas con la que las tres formaciones concurrirán en mayo.

En 2014, en su primer test electoral ante las urnas, Podemos dio la sorpresa al obtener cinco escaños, uno menos que la coalición formada alrededor de IU.