El consejero de Presidencia del Gobierno de Aragón, Vicente Guillén.
El consejero de Presidencia del Gobierno de Aragón, Vicente Guillén. EUROPA PRESS

En declaraciones a los medios de comunicación, Vicente Guillén ha dejado claro que "incurriríamos en prevaricación" si el Gobierno ignorara las recomendaciones de la Intervención General de la Comunidad Autónoma sobre los pagos, de unos nueve millones de euros en el caso de la deuda del tranvía.

Ha dicho que "Rivarés sabe, perfectamente, que el Gobierno se debe, como él, a la legislación vigente" y que esta es la cantidad que el Ejecutivo "puede pagar", siguiendo la prescripción de la Intervención. El Ayuntamiento reclama 40 millones por el tranvía.

"Estamos acostumbrados a escuchar a Rivarés, que no es una persona que se distinga por su prudencia verbal", aunque "por su dialéctica sí se le conoce", ha comentado.

BILATERAL

El titular de Presidencia ha subrayado, por otra parte, que "mantenemos los canales abiertos con el Ayuntamiento de Zaragoza", indicando que estaba previsto celebrar la reunión de la Comisión Bilateral DGA-Ayuntamiento el 17 de octubre, pero Fernando Rivarés "dijo que no le parecía una fecha adecuada, seguramente porque estaba con la resaca de las Fiestas del Pilar, y proponía que se alargase, no sabemos hasta cuándo".

La reacción del presidente Javier Lambán "ha sido muy clara", ha continuado Guillén, quien ha aseverado que "no puede ser" que "la resaca de las fiestas" perjudique a los vecinos de Zaragoza, de ahí la orden a los Departamentos para liberar los fondos que el Gobierno asume que tiene que entregar al Ayuntamiento.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.