'En el punto de mira' investiga los 'productos milagro'.
'En el punto de mira' investiga los 'productos milagro'. CUATRO

El episodio de este martes de En el punto de mira, el programa de investigación de Cuatro, investigará esta noche, a las 22:30 horas, los productos más destacados de los llamados objetos milagrosos que se venden de forma irregular en España. Colchones beneficiosos, tarjetas anti-radiación, jarras que filtran el agua y mejoran a los enfermos de cáncer se venden como supuestos productos sanitarios y con la falsa promesa de conseguir una mejora en la salud del paciente.

Los reporteros Mireia Llinares y Juan Carlos González se entrevistarán con personas que han confiado en estos productos para solucionar sus enfermedades, poniendo en riesgo su situación financiera y su salud. Las empresas que comercializan jarras filtradoras de agua por 2.300 euros o tarjetas anti-radiación por 1.995 euros enseñan a sus comerciales agresivas estrategias de marketing para convencer a los confiados compradores.

Pero... ¿Quién está detrás de los productos milagro? Mireia y Juan Carlos contactarán con una de las empresas que vende este tipo de productos en España pese a que la ley prohíbe vender estos artículos como sanitarios. Aun así las ventas se suceden y el ranking lo lideran los colchones milagro (a la venta por unos 2.500 euros), que prometen curar cualquier dolencia de espalda con un certificado falso de Unión Europea. Pese a que la justicia obliga a estas empresas a devolver el dinero a los compradores, una de ellas, que ha cambiado varias veces de razón social, se ha declarado insolvente, aunque tiene un balance de ventas de sus productos por valor de 11 millones de euros.

El equipo del programa ha conseguido entrar con cámara oculta y grabar cómo se forma en agresivas estrategias de ventas a los vendedores de los productos milagro, que aseguran a los clientes que estos están avalados por Sanidad, por alguna universidad e incluso por médicos. El programa comprobará que todas estas afirmaciones son falsas y, tras acabar este reportaje, En el punto de mira puso en conocimiento de la policía cómo alguna de estas empresas puede estar engañando a sus clientes con prácticas ilegales.