Ryanair
Tripulación portuguesa de Ryanair durmiendo en el suelo en Málaga SINDICATO USO

El sindicato USO ha denunciado la "penosa situación que han tenido que soportar" los tripulantes portugueses de Ryanair, "que se vieron obligados a dormir en el suelo de la sala de tripulaciones del aeropuerto de Málaga-Costa del Sol debido a las tormentas en Portugal" y que han complicado el tráfico aéreos estos días.

El responsable de Vuelo de USO Sector Aéreo, Ernesto Iglesias, ha lamentado el "trato denigrante" de la aerolínea de bajo coste a sus trabajadores, "permitiendo que duerman en el suelo tras largas jornadas de trabajo y que no les busquen alojamiento en las más de 88.000 plazas hoteleras con las que cuenta Málaga". "Esto es lo que Ryanair entiende por seguridad aérea, salud, descanso laboral y trato digno a sus trabajadores", ha sostenido.

Así, han señalado que según el Reglamento 83/2014 de Seguridad Aérea, o las Fligh Time Limitations (TFL), en su artículo 1.220, punto d, "la compañía debe ofrecer un alojamiento para pernoctar o descansar, incluso de día, si el parón es de más de seis horas".

En este caso, ha precisado USO en un comunicado, las cuatro tripulaciones de Oporto -dos pilotos y cuatro tripulantes cada una- "quedaron varadas en Málaga por 13 horas, desde poco más de medianoche hasta la una y media del día siguiente", ha explicado Iglesias. "Esto no es una cuestión de comodidad, caprichos o privilegios, es la propia legislación en materia de seguridad aérea y descansos entre jornadas", ha concluido el representante sindical.

Ryanair dice que es un montaje

"Esta imagen se trata claramente de un montaje organizado y ningún tripulante de cabina durmió en el suelo", dicen desde Ryanair. "Debido a las tormentas que tuvieron lugar el 13 de octubre en Oporto, varios vuelos tuvieron que desviarse a Málaga y, como se trataba de un festivo nacional en España, los hoteles estaban completos".

"La tripulación pasó un corto período de tiempo en la sala de la tripulación antes de ser trasladada a una sala VIP, y regresó a Oporto al día siguiente (ninguno de ellos tenía que operar vuelos).", zanjan desde la compañía.