Inauguración del carril bici Maliaño-ría de Boo
Inauguración del carril bici Maliaño-ría de Boo GOBIERNO

La Consejería de Medio Ambiente del Gobierno de Cantabria espera licitar el próximo año las obras del tramo de carril bici que unirá los municipios de Santander y Camargo, un recorrido de unos 450 metros desde la pasarela de Raos hasta la Casa de la Naturaleza de las Marismas de Alday, junto al centro comercial Valle Real, que discurrirá en paralelo a la autovía.

El proyecto tiene un presupuesto estimado de unos 300.000 euros y está pendiente de la expropiación de una finca privada, según ha informado este lunes la vicepresidenta regional y consejera de Medio Ambiente, Eva Díaz Tezanos, durante la inauguración oficial del carril bici que discurre desde La Vidriera, en Maliaño, hasta la pasarela de la ría de Boo.

Este tramo de 1,75 kilómetros metros ha supuesto una inversión de 432.575 euros, financiada al 50% con fondos Feder. La vicepresidenta destacado "el impulso que el Gobierno de Cantabria ha dado desde 2015 a todo lo relacionado con la movilidad sostenible y la construcción de carriles bici", que se ha traducido en una inversión de 1.272.000 euros en la Red de Vías Ciclistas de la Bahía de Santander (red BICI.BAS).

Díaz Tezanos ha estado acompañada por la alcaldesa de Camargo, Esther Bolado, quien ha destacado la apuesta del municipio por la movilidad sostenible y el buen resultado de la colaboración entre administraciones.

El carril inaugurado hoy enlaza con otros dos tramos ejecutados por el Gobierno de Cantabria, y ha supuesto además la realización de otras actuaciones complementarias a la altura del centro cultural La Vidriera que han mejorado una de las zonas con más afluencia de público del municipio.

Así, el centro cultural ha pasado de tener una pequeña acera de dos metros de anchura a una plaza que bordea parte del edificio, dotada de bancos y árboles y con una limitación de velocidad de 30 kilómetros por hora y prioridad para el peatón frente al vehículo.

En el resto de la Avenida Cantabria hasta la acera que da acceso a Ferroatlántica se ha realizado una senda compartida entre el peatón y el ciclista, con prioridad para el peatón y un ancho de tres metros. También en esta zona se ha ganado espacio hacia los terrenos del ferrocarril y cuenta con zonas ajardinadas al lado de la carretera y un alumbrado renovado.

El tramo final hasta el enlace con la pasarela de la ría de Boo se ha dotado con marcas viales y señalización vertical y se ha dotado de una anchura de cuatro metros. El proyecto se enmarca dentro de la Red de Vías Ciclistas de la Bahía de Santander, que a su vez forma parte del Plan de Movilidad Ciclista de Cantabria, cuyo objetivo fundamental es fomentar el uso cotidiano de la bicicleta.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.