Así lo ha anunciado esta mañana, en declaraciones a los medios de comunicación en la localidad zaragozana de Zuera, subrayando que "hace cinco o seis meses que vamos detrás del Ayuntamiento" para celebrar la reunión, añadiendo que "desde luego el Gobierno no lo entiende y los zaragozanos tampoco". "No hay ninguna fecha sobre la mesa", ha lamentado.

De esta forma, Javier Lambán ha ordenado al consejero de Hacienda y Administración Pública, Fernando Gimeno, que pague al Ayuntamiento ocho millones de euros por la deuda del tranvía, mientras que la consejera de Ciudadanía y Derechos Sociales, María Victoria Broto, enviará un borrador de convenio para abonar entre 13 y 14 millones por servicios sociales, y el titular de Presidencia, Vicente Guillén, hará llegar al Consistorio ocho millones en aplicación de la Ley de Capitalidad.

El jefe del Ejecutivo autonómico ha dicho que los zaragozanos "no pueden ser los paganos" de esta situación "inexplicable" y que quiere que los vecinos de Zaragoza "no sufran las consecuencias de este comportamiento de su Ayuntamiento", insistiendo en que la Bilateral debería haberse reunido el pasado mes de mayo.

Ha dejado claro que el Gobierno de Aragón "nunca ha tenido problemas de agenda" y ha urgido desde mayo al Ayuntamiento a reunirse, considerando que "las excusas no tienen ningún fundamento" y "obedecen a la nula disposición del Ayuntamiento a llegar a acuerdos importantes" porque "se desentiende" de los vecinos de Zaragoza.

Consulta aquí más noticias de Zaragoza.