Un sensor de avenidas en un cauce
Un sensor de avenidas en un cauce JUNTA

Esta medida, que forma parte forma parte del proyecto Rap-va-Pc , acrónimo de la Red de Alerta Temprana y de Vigilancia Ambiental de Protección Civil

y Proyecto Intereg, cuenta con socios como el departamento de física aplicada de la Universidad de Extremadura, la Dirección General de Medio Ambiente, Agencia de Protección Ambiental de Portugal y Agencia Nacional de Protección Civil de Portugal, bajo la coordinación de la Dirección General de Emergencias y Protección Civil.

El SPIDA es una red inteligente de predicción de inundaciones que detecta en tiempo real y con seguimiento las 24 horas del día el riesgo de inundaciones sobre Extremadura mediante la implantación de 16 radares monitorizaros en las cuencas de los ríos, en las localizaciones "correctamente estudiadas mediante históricos y datos objetivos de crecidas, orografía del terreno", con el fin de evitar daños para la población y sus bienes.

Los radares contienen centrales meteorológicas que amplían y complementa los datos, según ha informado la Junta de Extremadura en una nota de prensa.

La monitorización proporcionará datos a tiempo real que serán recepcionados en el centro de alerta ubicado en la Universidad de Extremadura en Cáceres, en la Dirección General de Emergencias y Protección Civil y en el centro coordinador de Urgencias y Emergencias 112 Extremadura.

El importe estimado es de 192.000 euros y el plazo para presentación de ofertas es hasta el 17 de octubre a las 15,00 horas en la Consejería de Medio Ambiente y Rural, Políticas Agrarias y Territorio.

Consulta aquí más noticias de Badajoz.