Zona de carne del supermercado Esclat de la población de Malla (Barcelona).
Zona de carne del supermercado Esclat de la población de Malla (Barcelona). ACN

Los comercios catalanes podrán abrir este 12 de octubre. A diferencia del año pasado, este año, el Día de la Hispanidad es uno de los ocho festivos que marca la Generalitat para que los establecimientos que quieran puedan levantar la persiana.

Muchos abrirán con criterios comerciales y otros aprovecharán para reivindicar que "no tienen nada que celebrar".

Es el caso de más de 220 comercios que decidieron cerrar en Vic (Barcelona) el 1 de octubre. En Solsona (Barcelona) se ha decidido mantener el mercado semanal.

El mercado municipal de Girona abrirá después de hacer una votación para que "aquellos que no quieran celebrar el Día de la Hispanidad vayan a trabajar". En Tarragona, la asociación Via T prevé un incremento de comerciantes que quieren abrir este día respecto a otros años.

Los más de 220 establecimientos que el pasado 1-O decidieron cerrar en Vic para celebrar el primer aniversario del referéndum de autodeterminación abrirán este viernes, Día de la Hispanidad. Lo harán como muestra de protesta por una fiesta "que no consideran suya", pero también porque es uno de los días de apertura comercial autorizada por la Generalitat.

Lo mismo ocurre en otras capitales de la Cataluña Central como Berga, Igualada, Manresa o Solsona. En este último caso, el ayuntamiento ha decidido mantener el mercado semanal y, de los 60 comerciantes que habitualmente despliegan sus puestos, solo se espera que lo hagan unos cinco.

Por otra parte, algunos de los supermercados Bonpreu y Esclat también decidieron cerrar el pasado 1-O. De cara al 12 de octubre, la apertura de los supermercados de estas dos empresas también será variable y levantarán la persiana en función de si la localidad donde se ubican establece la oportunidad de abrir.

El mercado municipal de Girona, abierto

A diferencia de otros años, el mercado municipal de la plaza del Lleó de Girona estará abierto. De hecho, será el único de toda Cataluña que trabajará este viernes. No lo harán todos los puestos sino que calcula que serán alrededor de una veintena.

Su presidente, Manel Rodríguez, explica que se hizo una votación y que, como había gente que quería abrir su negocio, el resto no tuvieron inconveniente alguno en que "aquellos que no quieren celebrar el Día de la Hispanidad vayan a trabajar".

Desde el mercado se pidió permiso al ayuntamiento, al ser festivo, era necesario hacer este trámite, y el consistorio dio luz verde. De hecho, a pesar de que el Ajuntament de Girona está cerrado al público este 12 de octubre, sí que permitirá que aquellos regidores que lo deseen vayan al despacho a trabajar.

Fuentes del sector explican que los mercados municipales solo acostumbran a abrir un festivo al año: el domingo antes de Navidad.

Más comercios abiertos en Tarragona

En Tarragona, fuentes de la asociación Via T explican que entre un 15% y un 20% de sus asociados abrirá. Ven un incremento de comerciantes que quieren abrir respecto a otros años, y lo hacen para reivindicar que este día festivo "no les representa". Desde la Via T subrayan que ellos no se posicionan y que cada comercio tiene su posicionamiento.

Por su parte, la Unió de Botiguers de Reus duda de que haya aperturas. El Tomb de Reus, por contra, da por hecho que algunos abrirán, como festivo autorizado, sobre todo los establecimientos de alimentación. En otras localidades como Amposta, Tortosa y Valls no se prevé que haya muchos establecimientos abiertos.

En el ámbito metropolitano, así como en las comarcas de Ponent y el Alt Pirineu, las asociaciones de comerciantes consultadas explican que cada comercio abrirá en función de su criterio propio.

Tàrrega, Tona, Olot y Sant Vicenç de Castellet, la excepción

Aunque la Generalitat marcó el 12 de octubre como día de apertura autorizada en los comercios, los municipios pueden solicitar al Departament d'Empresa sustituir dos de estos festivos por otras fechas. Este 2018, solo cuatro municipios: Tàrrega (Urgell), Tona (Osona), Olot (Garrotxa) y Sant Vicenç de Castellet (Bages) han pedido dejar el 12 de octubre fuera de los festivos con apertura comercial autorizada.

El año pasado y el anterior, en cambio, el Día de la Hispanidad no era uno de los ocho festivos con apertura autorizada en toda Cataluña. Con todo y con eso, los municipios pueden añadir dos días extra de libre elección que se suman a los ocho marcados por la Generalitat, tal y como hicieron el año pasado localidades como Badalona o Girona.

Otras, como Barcelona o Vic no lo hicieron y, por tanto, gran parte de los comercios no tenían autorización para abrir.

Con todo y con eso, los comercios de Vic, Manlleu y de poblaciones gerundenses abrieron puertas a pesar de no tener apertura autorizada como medida de protesta por la situación política en Cataluña.

Este año, casi la totalidad de c0mercios podrán abrir con normalidad si así lo deciden. Los municipios que no tengan el 12 de octubre como festivo autorizado y los establecimientos de menos de 300 metros cuadrados que sean pequeñas o medianas empresas tendrán igualmente "plena libertad" para abrir ya que así lo determina la ley de horarios comerciales del Estado, que es la que se aplica ante la suspensión de algunos artículos de la ley catalana por parte del Tribunal Constitucional.


Consulta aquí más noticias de Barcelona.