Fuentes de la plantilla de este servicio, formada por 24 trabajadoras, han explicado a Europa Press que en el marco de la restitución de la jornada laboral de 35 horas semanales en el Consistorio hispalense, este colectivo de empleadas vería reducida su jornada diaria de 6,5 a seis horas, aunque conservando el mismo salario.

En ese sentido, las citadas fuentes avisan de que dicha medida tendría consecuencias en el servicio prestado a las mujeres, recordando que mediaba la promesa de ampliar de seis a ocho los Centros Integrales de Atención a la Mujer e incrementar la jornada laboral a las ocho horas diarias para mejorar el servicio. Al respecto, las trabajadoras señalan que esta reducción de jornada aleja aún más la demanda de que este servicio esté disponible también por las tardes.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.