Ciclogénesis explosiva
La ciclogénesis explosiva que afectará a la península este fin de semana. AEMET

Se aproxima una ciclogénesis explosiva a España, la primera del otoño, según ha informado la Agencia Estatal de Meteorología. A partir de este jueves una borrasca rápida pero intensa recorrerá la península de norte a sur hasta ir debilitándose.

No es la primera vez que España recibe un frente meteorológico de este tipo, pero en los últimos años no dejan de crecer los términos para hablar del tiempo, algunos de ellos bastante desconocidos para el ciudadano. ¿Qué significa cada uno de ellos? 

La explicación de 12 términos meteorológicos

Ciclogénesis explosiva: El fenómeno que azotará la península en el puente del Pilar se caracterizará por vientos intensos y fuertes lluvias. Este fenómeno se produce por el choque de una masa fría con otra caliente.

DANA: Una Depresión Aislada en Niveles Altos sucede cuando existe un embolsamiento de aire muy frío en la atmósfera que se descuelga de la circulación general de los vientos generando fuertes tormentas acompañadas de viento y bajas temperaturas. El pasado verano las comunidades de Melilla, Murcia, Castilla-La Mancha, Baleares y Valencia se vieron sorprendidas por este fenómeno que dejó inundaciones y numerosos destrozos.

Gota Fría: Con este nombre se conoce también una DANA. 

Precipitación súbita: Lluvias intensas que caen sobre una superficie reducida dando lugar a inundaciones repentinas. Para hablar de precipitación súbita es necesario que la precipitación tenga carácter torrencial y haya durado entre 30 minutos y 3 horas abarcando no más de 50 km2.

Precipitación engelante: Se da cuando las gotas de lluvia se congelan de inmediato al llegar al suelo y sobre los objetos en el camino. Para ello es necesario que la nieve en su descenso se tope con una capa de aire cálido y posteriormente una fría. Los copos se descogelan pero al tocar la superficie vuelven a estar tan fríos que se tornan hielo. 

Reventón: Las tormentas en España pueden llegar a provocar este fenómeno con aspecto de tornado. El reventón es viento lineal que surge de una corriente descendente dentro de una nube de tormenta, que al salir de ella cae sobre una superficie provocando vientos que los expertos consideran destructores. 

Frente de racha: También viento lineal, en este caso una ráfaga fuerte que se produce en la frontera entre el aire frío de la tormenta y el aire más cálido del entorno. Da lugar a una bajada brusca de la presión atmosférica y con ella de la temperatura y cambios en la dirección del viento.

Ventisca: Es una tormenta de nieve o granizo acompañada de vientos de alta intensidad que nace en territorios con baja presión cuando se aproxima a ellos un sistema de alta presión. También se las conoce como nevasca, nevazon o viento blanco. Según especialistas, pueden llegar a durar hasta 3 horas 

Rissaga: Este fenómeno se ha producido en los últimos años en las Islas Baleares. Cuando el nivel del mar desciende de forma repentina provocando que el lecho marino de algunos puertos quede al descubierto. Y en cuestión de minutos, el agua que había desaparecido vuelve con la marea con una fuerza impredecible.

Medicane: Un huracán en el Mediterráneo. Por muy extraño que parezca, puede producirse este fenómeno y recibe el nombre de Medicane. Se trata de una formación de nubes que gira con vientos fuertes. Para desarrollarse necesita de aguas cálidas. Según XX, se han contabilizado hasta siete en las costas peninsulares, con mayor alerta en las Baleares. 

Dusticane: Cuando un Medicane arrastra polvo se le conoce con este otro nombre. Puede ocurrir cuando la formación ciclogénica se forma próxima a zonas desérticas, recogiendo partículas arenosas que después desprenderá en forma de lluvias de barro torrenciales. 

Calima: Se define como una tormenta de aire acompañado de partículas de polvo y arena que genera un ambiente de niebla sucia. Es habitual en las Islas Canarias.