Catalina Madueño
Catalina Madueño EUROPA PRESS

"Lo primero que es más importante es sentarse con Planificación

de Confederación y determinar cuál es el volumen de recursos que se va a poder utilizar para regadío porque el que aparece ahora mismo en el plan es muy escaso", ha indicado Madueño en declaraciones a Europa Press.

La máxima responsable del Gobierno de España en Jaén ha recordado que la presa de Siles se impulsó y se construyó para el desarrollo socioeconómico de la comarca de Segura por lo que "con seis hectómetros se pretenda desarrollar una comarca, me parece de risa", de ahí que la prioridad por parte de Madueño sea modificar en 2019 el plan de cuenca para incrementar esa dotación y llegar en el entorno de los 15 hectómetros.

Ha incidido en que en el plan de cuenca aparece una dotación para regadío que "es muy baja y la presa tiene capacidad para dar el triple". Asimismo, ha añadido que con la dotación actual "no se puede pensar en grandes extensiones, pero si realmente se recoge en el plan y se modifica en 2019 el plan de cuenca y se permite una mayor dotación de regadío es cuando podríamos estar hablando de otra cosa".

También ha apuntado que el mismo momento en el que se tenga la capacidad de regadío, se tendrá que hacer el estudio técnico para determinar la zona que se puede regar desde el punto de vista técnico. A partir de ese momento y en lo que respecta a las conducciones "habrá que buscar la solución más racional, y la más coherente y la que sea mejor para los agricultores y más fácil, más rápida y más económica".

La subdelegada reconoce que "ninguna de esas cosas es una cosa rápida", máxime si se tiene en cuenta que la presa lleva tres años inaugurada y sin entrar en servicio. Ha insistido en que "podemos estar hablando de años, pero el camino se inicia andando".

"Si no conseguimos modificar la capacidad de regadío de la presa y estamos hablando de seis hectómetros es que no hay que plantearse

ninguna conducción de ningún tipo porque la que gente que está alrededor es la que va a absorber ese caudal", ha explicado Madueño y ha señalado que es "muy importante" el "saber qué cantidad de recurso es la que vamos a distribuir".

Ha señalado que mientras se avanza en esta cuestión se pueden conceder algunos riegos extraordinarios como se están solicitando por algunas personas y organizaciones agrarias, pero ha querido dejar claro que "la planificación que se haga del recurso tiene que permitir la igualdad de oportunidades entre todos los que forman parte de la zona regable posible".

Sobre el conflicto de competencias para la construcción de las conducciones, Madueño ha explicado que según consta en la memoria de la obra de la presa de Siles, se trata de una infraestructura que se impulsa para propiciar el desarrollo socioeconómico de la comarca.

En este punto ha señalado que "difícilmente se puede propiciar el desarrollo socio económico de la comarca sólo con construir la presa". Ha reconocido que esa obra "quedó como un poco en el aire" porque "quedó pendiente de un segundo proyecto de desarrollo que ya nos pilló en el cambio de gobierno y que no se realizó" por el siguiente equipo de gobierno del PP.

"Es una infraestructura que quedó en su momento coja de ese segundo proyecto que no se produjo porque hubo el cambio de gobierno" en el que salió Rodríguez Zapatero (PSOE) y llegó Mariano Rajoy (PP). "Ahora puede protestar todo el mundo, pero eso le correspondía al que ha estado en el ejercicio del gobierno y no lo ha hecho", lo que explica que la presa se encuentre en la situación que está tras una inversión de fondos europeos de 53 millones de euros.

Ha señalado que con relación a la presa de Siles, "todo el mundo tiene su parte de razón, y no pretendo ser la que diga la razón verdadera", pero ha vuelto a remarcar que la prioridad ahora mismo debe ser modificar la capacidad de riego actual teniendo en cuenta que el plan de cuenca se puede reformar en 2019. Asimismo, ha apuntado que dicha obra se comenzó en 2008 para impulsar el desarrollo de una comarca y por "coherencia" eso es algo que el Estado tendrá presente a la hora de abordar ese segundo proyecto referido a las conducciones.

Por lo pronto, ya hay estudios para delimitar zona regable y "estamos pendientes de que haya un pronunciamiento de CHG desde la dirección técnica y de la presidencia" porque "ellos saben que es un tema muy importante y así se lo hemos transmitido".

Sobre estudios para delimitar la zona regable, la Diputación Provincial de Jaén ha financiado junto a la Unión de Pequeños Agricultores de Andalucía (UPA) de Jaén un estudio sobre la puesta en riego de la presa de Siles que cifra en más de 12.000 hectáreas la superficie potencialmente regable con el agua de esta infraestructura hidráulica. En dicho estudio se establece la necesidad de que la capacidad de riego de esta presa se sitúe en 15 hectómetros cúbicos, tal y como se recogía en la declaración de impacto medioambiental de la misma.

La presa de Siles se encuentra en el curso alto del río Guadalimar, en el municipio jiennense de Siles. Tiene 30,5 hectómetros cúbicos de capacidad, una altura de 52 metros, una planta recta de 290 metros de coronación, una planta curva de 315 metros de radio y una longitud de coronación de 271 metros.

La presa fue concebida para abastecer el consumo de siete municipios de la comarca de la Sierra de Segura (Benatae, La Puerta de Segura, Segura de la Sierra, Puente de Génave, Orcera, Siles, y Torres de Albanchez) con una población de 13.000 habitantes. Fue inaugurada en octubre de 2015 y tres años después sigue si ponerse en servicio.

Consulta aquí más noticias de Jaén.