El sindicato ha explicado que ni la empresa saliente, ni la nueva adjudicataria del servicio se han "hecho cargo" de estos trabajadores y, además, también se han quedado sin derecho a la prestación por desempleo.

Se trata, según CCOO, de "una situación absolutamente inadmisible que ya se produjo con los auxiliares del cementerio de Palma y los del Hospital de Manacor y que, por desgracia y si nadie lo remedia, volverá a repetirse con los compañeros del edificio de la Misericordia y del propio Consell".

"¿Dónde están las promesas y cláusulas sociales del Consell Insular de Mallorca que iban a proteger a los trabajadores?", se ha preguntado el sindicato.