Jorge Rodríguez
Jorge Rodríguez ARCHIVO/DIVAL

Desde el PSPV rechazan la decisión de Ferraz y apelan al Código Ético del Partido Socialista, que establece que la línea roja está en la apertura de juicio oral. Recuerdan al respecto el caso del exalcalde de Alicante, Gabriel Echávarri, y subrayan que "en este caso no estamos en esta situación, ya que hay un secreto de sumario".

En la misiva de la Secretaria de Organización del también ministro de Fomento, José Luis Ábalos, Ferraz recuerda que la suspensión deja sin efectos los derechos y deberes del afiliado.

Señala además que, para presentar candidatos a primarias en instituciones como alcaldías, será elegible cualquier militante o afiliado directo socialista en pleno uso de sus derechos orgánicos y que cumpla con los requisitos del reglamento. En esta línea, el PSOE indica que los suspendidos de militancia tienen la obligación de abonar puntualmente las cuotas y respetar las decisiones de los órganos del partido.

Y remarca que, ante las informaciones aparecidas y una posible candidatura de Jorge Rodríguez a la Alcaldía de Ontinyent, este se encuentra suspendido de militancia, de manera que no cumple con los requisitos.

El escrito ha llegado tanto a la Comisión Ejecutiva Nacional del PSPV como a la dirección autonómica del partido en la Comunitat Valenciana, la provincial de Valencia, la comarcal de la Vall d'Albaida y la local de Ontinyent.

Desde Blanqueries se mantienen a la espera de estudiar una decisión para transmitir su postura a la dirección nacional, según las mismas fuentes.

Jorge Rodríguez dimitió como presidente de la Diputación de Valencia tras haber sido arrestado en el marco de la Operación Alquería, sobre irregularidades en la contratación de personal directivo de Divalterra, empresa pública dependiente de la corporación provincial. A finales de julio volvió a la Alcaldía de Ontinyent, cargo que ha mantenido hasta la fecha.

Consulta aquí más noticias de Valencia.