Este acuerdo ha reducido en 10 el número de despidos que se preveía inicialmente y que ascendía a 88, por lo que el número de empleos que se mantiene llega hasta los 16, según ha informado en declaraciones a Europa Press el representante de CSIF Extremadura, Francisco Fernández.

En esta línea, Fernández, aunque ha lamentado los despidos, ha calificado como "positivo" la bolsa de empleo que se ha creado o que la indeminazación para los trabajadores despedidos sea de treinta días de salario por año trabajado en lugar de los 20 que establece la ley.

Por su parte, la Federación de Industria, Construcción y Agro de UGT ha lamentado también que no haya sido posible el mantenimiento de los empleos en Galvacolor y que "una vez más son los trabajadores los que asumen la mayor parte del sacrificio en los ajustes" de dicho grupo empresarial.

También, y en nota de prensa, UGT ha considerado que el acuerdo alcanzado ha sido el "mejor posible", ya que además se mantendrán también en plantilla aquellos trabajadores que en la actualidad se encuentren en situación de IT hasta que se produzcan el fin de la contingencia.

"No obstante se creará una bolsa de empleo en la que quedarán registrados los trabajadores ahora despedidos para ser llamados de forma prioritaria en el caso de que se reactivara la activad en la empresa a medio plazo, ha remarcado.

Asimismo, la Federación de Industria, Construcción y Agro de UGT Extremadura ha echado de menos un "mayor grado de compromiso" del Grupo Gallardo para el mantenimiento de los empleos, que son un "bien escaso" en Extremadura.

Así, dicho sindicato ha evidenciado que "cada puesto de trabajo perdido en el sector industrial en la comunidad autónoma es una pésima noticia", ya que el tejido productivo es "muy escaso" y se trata de empleos "de calidad que dan fortaleza a la economía extremeña".

Consulta aquí más noticias de Badajoz.