Así lo ha informado este sábado el Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC), que añade que la magistrada, Sofía Eleva Valdivia, en funciones de jueza de guardia en el partido judicial, ha imputado al investigado un delito de agresión sexual en grado de tentativa, amenazas graves y lesiones.

Por su parte, la denunciante y presunta víctima de estos delitos permanece ingresada desde el día de los hechos en el Hospital de La Candelaria con lesiones compatibles con agresiones físicas.