Presentación del balance meteorológico del verano gallego
Presentación del balance meteorológico del verano gallego EUROPA PRESS

Galicia deja atrás un verano que, según los registros de temperaturas y precipitaciones, puede calificarse como "cálido y húmedo", y cuyos datos "confirman la tendencia al alza" de los termómetros, según el balance meteorológico presentado este jueves en Vigo por la directora xeral de Calidade Ambiental e Cambio Climático, Cruz Ferreira; y por el director de Augas de Galicia, Roberto Rodríguez.

Según ha explicado Cruz Ferreira, en cuanto a temperaturas, el mes de junio puede calificarse como "normal", con un valor medio de 17,9 grados; a ello se sumaron algo más de 101 litros por metro cuadrado de precipitación media, lo que lo convirtió en un mes "muy húmedo".

En el caso de julio, la temperatura media fue de 20 grados, con poco sol y calor, temperaturas suaves en las madrugadas y precipitaciones algo por encima de la media. Sin embargo, los termómetros dieron un vuelco en agosto, con apenas lluvias, una temperatura media de 21,6 grados, y una máxima media de 28,7 grados, lo que lo ha convertido en el agosto más cálido de la serie histórica.

Según ha recordado la directora xeral, el mes de agosto estuvo marcado por dos episodios de entrada de aire africano, que hicieron que, por ejemplo, en Ourense se contabilizaran 12 días con valores por encima de 35 grados, o que los termómetros alcanzaran los 43,6 grados en Arbo (Pontevedra).

RECURSOS HÍDRICOS

Por su parte, el director de Augas de Galicia, Roberto Rodríguez, ha destacado que el comportamiento de los recursos hídricos durante el verano fue "normal" y, en algunos casos, mejor que en la estación estival de los últimos años.

Así, en lo que respecta a la evolución de los caudales en superficie, tanto en el mes de junio como en julio y agosto estuvieron por encima de la media de estos meses en 2017. No obstante, se detectaron valores inferiores en algunas cuencas del norte y algunas del sur, siempre "dentro de lo normal" en esas fechas.

En el mes de septiembre, ha apuntado Roberto Rodríguez, se está manteniendo el "seguimiento" de aquellos ríos donde hubo un mayor descenso en el caudal, por si fuera necesario adoptar alguna medida.

Por otra parte, ha confirmado que tanto los recursos freáticos (subterráneos) como los embalses, han tenido un buen comportamiento en verano. Así, ha destacado que la ocupación de las presas ha estado siempre por encima de la media, tanto en los embalses generales como en los de abastecimiento.

En la actualidad, ha apuntado, el nivel medio de ocupación de los embalses generales es del 65,9 por ciento en la demarcación Galicia Costa; mientras que el nivel medio embalsado para abastecimiento es del 75,7 por ciento.

"Se puede hablar de un retorno a la normalidad, se hace seguimiento de los problemas, pero en ningún caso son comparables con los de los dos años pasados", ha concluido.

Consulta aquí más noticias de Pontevedra.