En un comunicado, Casal ha insistido en que si Sáenz de Buruaga no tiene nada que ocultar en los contratos que se ejecutaron en el SCS de 2011 a 2015, "no debería de tener ningún problema" en que se lleve a cabo una comisión de investigación en el Parlamento de Cantabria.

En este sentido, el socialista ha pedido a los populares que "eviten el oscurantismo" tras "su negativa permanente a que la gestión de Buruaga en el SCS sea investigada" que, en su opinión, "solo hace aumentar la sombra de la duda sobre la actuación de su actual líder".

"La vehemencia con la que los populares actúan para aclarar la actual gestión del SCS debería de ser la misma para aclarar qué tipo de contrataciones pudieron hacerse durante su propio mandato y más ahora que el PP de Cantabria se ha quedado solo y sin apoyo del resto de grupos parlamentarios", ha sostenido Casal.

Para el portavoz socialista es "vergonzoso que el PP se dedique a pedir dimisiones" al Gobierno de Cantabria cuando "son ellos los que ahora están con el agua hasta el cuello y no lo quieren reconocer".

En su opinión, el PP cántabro y Sáenz de Buruaga deberían "poner de su parte para aclarar estos asuntos en vez de continuar con su particular caza de brujas".

"CAMPAÑA DE DESCRÉDITO" DEL PP Y CIUDADANOS

Por otro lado, el socialista ha replicado a Ciudadanos que el PSOE de Cantabria no tiene "nada que ocultar", busca "la transparencia" y no solo apoya la comisión de investigación sino que fue este grupo el que llevó al Pleno tanto la enmienda como la iniciativa parlamentaria para que se realizase la labor de auditoría a los contratos del SCS, "a si que, de desviar la atención, nada", ha subrayado.

En este punto, el PSOE ha subrayado que el SCS "es un organismo autónomo, con presupuestos propios y procesos de contratación independientes de la Consejería de Sanidad".

Casal ha instado a Ciudadanos y al PP a "dejar a un lado la campaña de descrédito que están llevando a cabo contra la sanidad pública y dejar de apuntar con el dedo a la consejera Luisa Real en base a un informe provisional que no arroja ningún ilícito penal sino incidencias administrativas contra las que el SCS ya ha presentado alegaciones".

"No hay ni irregularidades, ni corruptelas detectadas en esta legislatura", ha enfatizado.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.