Sánchez Haro preside el acto de entrega de ayudas para modernizar regadíos
Sánchez Haro preside el acto de entrega de ayudas para modernizar regadíos JUNTA DE ANDALUCÍA

De los incentivos para autoproducción, con 948.592 euros para 1,7 millones de inversión, se van a beneficiar 810 comuneros de las comunidades de regantes Cercado los Cordones de Jimena y Torres, Agua de Campillos de Arena, Campillo del Río.

Por su parte, de la línea de mejora de instalaciones, con una ayuda de 891.672 euros y 1,7 millones de inversión, los beneficiarios son 523 agricultores de las comunidades de regantes Cuarto de las Albahacas y Maragato-Plateras.

Según ha explicado el consejero, los proyectos subvencionados van dirigidos a "conseguir un ahorro inmediato del consumo eléctrico actual que tienen estas comunidades de regantes, para lo que se contemplan, entre otras actuaciones, la sustitución de equipos de bombeo y filtrado o la ejecución de un campo solar fotovoltaico".

Para Sánchez Haro, "estos incentivos, sin duda, van a ayudar a crear riqueza y empleo, especialmente a través del valor añadido que los regadíos ofrecen, junto al resto de medidas". "No podemos olvidar que el regadío andaluz es el gran impulsor y dinamizador de nuestra agricultura y nuestra industria. Además, este sistema de cultivo desarrolla un importante papel en la fijación de la población rural y el mantenimiento de unos pueblos vivos", ha dicho.

El regadío andaluz supera los 1,1 millones de hectáreas, lo que supone un tercio de la superficie cultivada de la región. Es un sistema de cultivo que representa más del 60 por ciento de la producción de la rama agraria y más del 63 por ciento del empleo generado por la actividad agrícola en Andalucía: por cultivos, el olivar es el más representativo, ya que concentra el 49 por ciento de la superficie en regadío.

POR UN MENOR CONSUMO ELÉCTRICO

Las actuaciones previstas por las comunidades de regantes beneficiarias de las ayudas están dirigidas a la reducción de los costes energéticos de explotaciones dedicadas principalmente al cultivo de olivar.

En el caso de la Comunidad de Regantes Cercado los Cordones de Jimena y Torres, con una superficie regable de 380 hectáreas, el ahorro previsto es del 40,70 por ciento.

La Comunidad de Regantes Agua de Campillos de Arena, por su parte, contempla una disminución del 21 por ciento para sus 500 hectáreas de olivar en regadío, y Campillo del Río, con más de 450 hectáreas regables de maíz, espárrago, cultivos de huerta, olivar y algodón, más del 50 por ciento.

Las otras dos comunidades de regantes, Cuarto de Albahacas y Maragato-Plateras, prevén una serie de mejoras de sus instalaciones consistentes en la sustitución de equipos de bombeo y filtrado, reposición de nuevas tuberías de riego e instalación de baja tensión para nuevas bombas, entre otras.

En el primer caso, la superficie afectada es de más de 300 hectáreas de olivar situadas en Santo Tomé y Cazorla, mientras que la zona de riego de Maragato-Plateras abarca unas 1.400 hectáreas olivareras.

Consulta aquí más noticias de Jaén.