Los tres senadores cántabros del PP, Javier Fernández, Blanca Martínez y Esther Merino, no han desvelado sus preferencias sobre quién debe ser la candidata del partido a la Presidencia de la comunidad autónoma en las elecciones de 2019 y se muestran "a la expectativa" de la decisión que tome el líder nacional de la formación, Pablo Casado.

Ninguno de ellos han respondido a la pregunta planteada por los periodistas acerca de si la actual presidenta del partido a nivel regional, María José Sáenz de Buruaga, sería, a su juicio, la mejor candidata y se han limitado a señalar que es una decisión que corresponde al partido a nivel nacional.

Estos tres senadores cántabros forman parte del Comité Ejecutivo regional del partido por el cargo que ostentan. En el polémico XII Congreso del PP de Cantabria celebrado en 2017 en el que salió elegida Sáenz de Buruaga como nueva líder del partido, habían mostrado su preferencia por el otro candidato, el hasta entonces líder de la formación Ignacio Diego.

Javier Fernández ha insistido en que designar a la candidata del partido a la Presidencia de Cantabria es una decisión que los órganos del partido van a tomar no ahora sino "algo más adelante" y ha señalado que habrá que ver en ese momento el "escenario" que hay entonces. "Cuando toque, pues se verá cuál es la decisión más correcta", ha aseverado.

Por su parte, Esther Merino ha apuntado que "la mejor" opción será la que decida el partido a nivel nacional y el presidente Pablo Casado y ha explicado que ellos estarán "a la expectativa" de lo que pase en Cantabria y en el resto de comunidades autónomas.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.