Así lo ha señalado el gobierno local en un comunicado en el que precisa que el número de plazas de acogida de este centro público han aumentado un 80 por ciento para los perros en los últimos años "gracias a nuevas estrategias de gestión y actualización de instalaciones públicas".

Según los datos citados por el gobierno local, el número de ingresos de animales durante este verano ha aumentado "debido a la irresponsabilidad de dueños que abandonan a sus mascotas para irse de vacaciones", lo que se une "al recurrente descenso de adopciones propio de estas fechas y a las políticas de sacrificio cero que se mantiene en este servicio público".

Desde el gobierno local apuntan también que "tanto el Zoosanitario como las entidades animalistas de esta ciudad despliegan un enorme esfuerzo para fomentar la adopción responsable y denunciar, asimismo, las posibles situaciones de abandono animal".

"Esta realidad ha provocado que se haya podido alcanzar de forma puntual la máxima capacidad de alojamientos tanto en las entidades colaboradoras como en las instalaciones públicas, a pesar de que éstas han pasado de ofertar 40 a 72 plazas a través de la revisión y actualización de instalaciones a través de la reforma integral de los equipamientos primitivos de perros, así como de la zona de gatera, animalario y aviario", según abundan desde el Ayuntamiento.

El gobierno local precisa, no obstante, que "todos los animales alojados en sus instalaciones son atendidos los 365 días del año, incluidos sábados, domingos y festivos, recibiendo siempre las mejores atenciones posibles ajustadas a sus necesidades y particularidades, existiendo además un registro para cada uno de ellos".

Igualmente, el gobierno destaca que, "dentro de las nuevas iniciativas que se han planificado en el presente mandato, se han iniciado medidas pioneras como el proyecto piloto del método CES (Captura, Esterilización y Suelta controlada) para los gatos callejeros".

Se trata de una iniciativa "demandada por las asociaciones en defensa de la población felina" que tiene como objetivo "el control de la población de gatos callejeros, impedir la transmisión de enfermedades, proteger y atender a los gatos en condiciones de ser adoptados, la recogida, adopción y albergue, así como el diseño de núcleos zoológicos para el desarrollo de esta iniciativa".

Para terminar, desde el gobierno municipal se ha recordado que en el presente mandato se ha puesto el Consejo Municipal de Protección y Bienestar Animal de Sevilla, que "se encuentra a disposición de ciudadanos, entidades animalistas, profesionales y de todos los grupos políticos para acoger nuevas iniciativas que puedan contribuir a ofrecer estrategias diferentes a las políticas municipales".

El gobierno local se ha pronunciado de esta manera después de que este sábado se haya celebrado una manifestación convocada por la plataforma X1 Zoosanitario Digno entre la Puerta Jerez y la Plaza Nueva para protestar por el "estado precario", a juicio de los participantes en la movilización, del Zoosanitario.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.