Turistas, a la puerta del Alcázar de Sevilla.
Turistas, a la puerta del Alcázar de Sevilla. Europa Press - Archivo

En declaraciones a los medios de comunicación, Juan Espadas ha precisado que el descenso contabilizado respecto al número de viajeros internacionales llegados en julio a España llega tras "años de récord", toda vez que "no se puede estar batiendo récord todos los años". En paralelo, y recordando que una "pequeña reducción" en la llegada de turistas no debe "preocupar excesivamente", Espadas ha encuadrado esta evolución en las rebajas experimentadas de enero a julio en el número de turistas extranjeros llegados a destinos como Cataluña y las islas Baleares, una suerte seguida además por las islas Canarias.

A tal efecto, ha avisado de que "el turismo busca seguridad y estabilidad y es evidente que escenarios de inestabilidad como el de Cataluña afectan más pronto que tarde al conjunto del país, por lo que esa situación debe cambiar para que el escenario completo de la marca España y el turismo sigan creciendo de un modo sostenible".

Del mismo modo, ha expuesto que el freno experimentado en el mes de julio por el número de turistas extranjeros llegados a España refleja "que hay que tener mucho cuidado a la hora del debate del turismo". "No se puede hacer debates fáciles sobre los riesgos del crecimiento del turismo. El turismo hay que cuidarlo, planificarlo y corregir sus problemas si los genera, pero hay que mimarlo como motor fundamental que es para la economía", ha argumentado.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.