Rosa Dávila
Rosa Dávila CEDIDO POR ARTURO RODRIGUEZ/PRESIDENCIA GOBIERNO D

Así lo ha informado el Ejecutivo regional en un comunicado en el que añade que el objetivo del Gobierno canario es poder aumentar el gasto en sanidad, educación y políticas sociales.

Dávila explicó que para que esto se pueda hacer "es necesario que se territorialice la regla de gasto" y agregó que el planteamiento de Canarias es que se permita a las autonomías y a las corporaciones locales cumplidoras que puedan contar con su superávit en la elaboración sus presupuestos del próximo año.

De esta manera, la consejera adelantó a la ministra cuál sería la postura de Canarias en el Consejo de Política Fiscal y Financiera (CPFF) que se celebra el próximo miércoles, 22 de agosto, de no tener una respuesta concreta a la propuesta de Canarias de flexibilizar la regla de gasto para aplicar el superávit.

Dávila también aclaró a Montero que "la ampliación del catálogo de inversiones financieramente sostenibles no es la solución ni es la respuesta para Canarias ni para la ciudadanía, porque no permitiría, por ejemplo, dar de alta a más personas dependientes, ampliar el catálogo de servicios sociales, contratar más personal sanitario o más profesorado al entender el Ministerio que consolidan gasto y no cumplir con los requisitos para ser consideradas inversiones financieramente sostenibles".

Además, Dávila recordó que en la actualidad el superávit de las autonomías y de las corporaciones locales asciende a más de 7.000 millones de euros.

SE ESTÁ "CASTIGANDO" A QUIENES MEJOR GESTIONAN

"Por lo que -añadió- es un despropósito que, no se revise la regla de gasto, y que el Ministerio de Hacienda nos impida aplicar unos fondos que son nuestros". Así, lamentó que "se esté castigando a quienes mejor gestionan".

En este sentido, criticó que el Gobierno de España prefiera tener esos más de 7.000 millones "congelados" en los bancos, en lugar de permitir que las autonomías y los ayuntamientos lo utilicen para mejorar la vida de las personas y paliar las dificultades que aún tienen muchas familias.

"Sería muy injusto, sobre todo si se tiene en cuenta que el motivo por el que se podría estar manteniendo esta postura: compensar el propio déficit y la desviación de la Administración General de Estado, que alcanza los 21.658 millones", continuó.

"NUESTRA DEMANDA ES DE SENTIDO COMÚN"

"Nuestra demanda -prosiguió- es de sentido común y no atenderla castiga a los canarios, porque ninguna persona entenderá que, una autonomía como Canarias, que ha cumplido reiteradamente con los objetivos de déficit y tenga la menor deuda, no pueda utilizar sus propios fondos para gastos derivados de la prestación de los servicios públicos esenciales".

Dávila señaló también que el Ministerio de Hacienda "aún no ha contestado al informe que hace ya un mes remitió el Gobierno de Canarias al Ministerio en el que se identifica y detalla la propuesta que podría aplicarse para permitir la flexibilización de la regla de gasto sin necesidad de modificar la Ley Orgánica de Estabilidad Presupuestaria y Sostenibilidad Financiera".

Finalmente, la consejera espera que la respuesta positiva llegue antes de la celebración del Consejo de Política Fiscal y Financiera y de esta manera poder apoyar la nueva senda, ya que sería justa con las comunidades autónomas cumplidoras y no solo serviría para "complacer" a las inclumplidoras.

Consulta aquí más noticias de Las Palmas.