En un comunicado, Acaip concreta que el pasado jueves, a las 18,45 horas, un interno muy peligroso prendió fuego al colchón de su celda, logrando salvar la vida gracias a la rápida intervención de los funcionarios.

En este altercado, el interno, R.S.M., clasificado en grado regimental de máxima peligrosidad, prendió fuego al colchón de manera intencionada, pegándolo a la puerta, bloqueando la misma e impidiendo el paso, mientras permanecía tumbado en el fondo de la celda sin moverse ni responder a las indicaciones de los funcionarios.

"En este punto, debe resaltarse la arriesgada intervención de los empleados penitenciarios, puesto que a pesar de que los colchones son ignífugos se provocó una gran humareda que hacía irrespirable el ambiente e impedía la visión en una zona de reducida dimensión para una actuación regimental de esa índole", manifiesta la central.

A pesar de la "peligrosidad" de la situación, los funcionarios, "que llegaron a arriesgar su integridad física y su propia vida y que no sufrieron daños de consideración gracias a la diligencia y eficacia empleada en todo momento", pudieron evacuar con gran celeridad al preso causante del incendio, así como al resto de los reos que ocupaban la misma galería, donde se alojan los de mayor conflictividad del centro penitenciario y que tuvieron que ser desalojados de sus celdas, derivándose por los distintos patios de la unidad hasta restablecerse.

"Una vez más", Acaip ha destacado "el alto sentido de la responsabilidad y el ejemplo continuo de profesionalidad de los empleados públicos penitenciarios que, en situaciones como la reseñada, no dudan nunca en arriesgar su propia integridad física".

Por último, desde el sindicato, además de resaltar "la profesionalidad y la exigencia de un reconocimiento público de los funcionarios que han intervenido" por parte de la Secretaría General de Instituciones Penitenciarias, se denuncia "la ausencia de planes de emergencia en situaciones similares, así como de cursos de capacitación en materias relacionadas con el ejercicio de funciones cada vez más complejas en relación a las distintas áreas de vigilancia, y que redundan, en definitiva, en menoscabar los diversos cometidos en la seguridad y vigilancia de un centro penitenciario".

Consulta aquí más noticias de Sevilla.