Los profesionales de la región habían acordado mantener los paros durante dos jornadas más, hasta el viernes, coincidiendo con la celebración del Consejo de Ministros, salvo, eso sí, que se aceptaran antes de esa fecha -3 de agosto- sus peticiones, como finalmente ha ocurrido.

Así, el acuerdo adoptado por los profesionales del taxi, en una reunión vespertina celebrada el aeropuerto Seve Ballesteros, estaba condicionado a la Sectorial del Transporte que se desarrollaba en Madrid, con asistencia de directores generales del ramo de todas las comunidades autónomas.

Así, si en ese encuentro se aceptaban las peticiones de los taxistas para tratar de solucionar el conflicto generado con las licencias VTC (vehículos turísticos con conductor) ilegales, entonces desconvocaban automáticamente los paros en la región, como ha sucedido, según ha informado a Europa Press el presidente de la Federación Cántabra del Taxi, Manu Andoni Ruiz.

El de este miércoles ha sido "total", tras un seguimiento de "prácticamente" el 100% el martes y del 95% el lunes.

En Cantabria hay más de medio millar de taxistas, la mayoría de ellos -230- en Santander, seguidos de los 52 de Torrelavega.

Consulta aquí más noticias de Cantabria.