Huelga de taxis en Valencia
 Vista general de la parada de la Estación del Norte durante la huelga indefinida en el sector del taxi en la Comunidad Valenciana. EFE

Asociaciones y colectivos del sector del taxi han acordado en una asamblea abierta celebrada este domingo en el aeropuerto de Madrid pedir, "a nivel nacional", la paralización temporal de la emisión de nuevas licencias de vehículos con conductor (VTC), las que usan los conductores de Uber y Cabify, y que el Gobierno transfiera las competencias en este ámbito a las comunidades autónomas.

Así lo ha comunicado el sector en su conjunto a través de una misiva difundida por las redes sociales antes de la reunión que mantendrán estas organizaciones de taxistas, este lunes, con el Secretario de Infraestructuras, Transportes y Vivienda, Pedro Saura. En la asamblea celebrada en el aeropuerto de Madrid, los representantes del sector han consensuado cuatro puntos a transmitir en su encuentro con Saura.

El primero de ellos alude a la transferencia de competencias a las comunidades autónomas, con el fin de que el equilibrio que determinó el Tribunal Supremo en la sentencia del pasado mes de junio sobre la proporcionalidad de mantener una licencia VTC por cada 30 de taxis, se cumpla en todas las regiones españolas.

Además de demandar cambios normativos en las leyes y en el Reglamentos de Transportes, la asamblea ha decidido en un tercer punto pedir al Gobierno que se comprometa a no poner en funcionamiento nuevas autorizaciones VTC en ninguna comunidad autónoma hasta que se reúna la Conferencia Nacional del Transporte.

En su última demanda, los taxistas urgen al Ministerio de Fomento a poner "inmediatamente" en marcha la página web de Registro y Control, aprobada el pasado mes de diciembre de 2017.

La huelga se mantiene

Mientras, los taxistas mantienen su decisión de secundar el "paro total", con la intención de que este lunes se pueda sacar un "buen resultado" en la reunión, de lo que dependerán las decisiones posteriores.

A las protestas de los taxis de Barcelona y Madrid se han sumado este fin de semana de otras comunidades como Andalucía, País Vasco y Valencia, además de La Rioja, donde la jornada se ha desarrollado sin incidencias.

Barcelona y Madrid son las ciudades más afectadas por los paros, que se iniciaron en la ciudad condal el miércoles y el jueves pasados y que dieron lugar a la convocatoria de huelga indefinida desde este sábado, pero las protestas se extienden también a Málaga, Sevilla, Aragón, Valencia, Alicante, Baleares y País Vasco.

Los taxistas de Barcelona han mantenido este domingo su pulso con Fomento y han ratificado la huelga, mientras reclaman soluciones urgentes antes de abandonar el centro de la ciudad y despejar los accesos al aeropuerto de El Prat.