A este respecto, CTA ha recordado en un comunicado que impugnó el convenio colectivo porque los trabajadores de la citada fábrica pontanesa, "al igual que otras muchas almazaras, están trabajando de noche y además a turnos, y se les paga la turnicidad, que es un 25 por ciento de su salario, pero no se les paga la nocturnidad, que es el 30 por ciento del salario base".

En CTA entienden que "son dos conceptos distintos, uno hacer turnos y otro trabajar de noche, y que la nocturnidad es una norma de derecho necesario recogida en el Estatuto de los Trabajadores y, por lo tanto, hay que abonarlo, pero no se está abonando".

A CTA le llama la atención "la posición de UGT y CCOO, que van de testigos de la patronal, pero además es que las defensas jurídicas de estos mal llamados sindicatos se alían con la defensa de la patronal, sin el mínimo pudor".

Además, según ha opinado CTA, "la posición de la señora magistrada en este caso y en otros también es criticable, porque hacer comentarios delante de los letrados, antes del juicio, diciendo que esto son disputas sindicales para adquirir protagonismo, refiriéndose a este sindicato, creemos que están de sobra en una autoridad funcionaria, que se le paga para que administre justicia".

En definitiva, en la dirección del sindicato CTA y en el comité de empresa de la citada sociedad, "en su mayoría, incluido el único delegado que tiene CCOO, porque UGT no tiene ninguno", están "completamente convencidos" de que llevan "la razón, y jurídicamente también", y ha dado instrucciones a sus asesores jurídicos "para que presenten el recurso" correspondiente.

Consulta aquí más noticias de Córdoba.