Agentes forestales y medioambientales se manifiestan en plena huelga y avisan: será indefinida si no hay acuerdo

  • SANTIAGO DE COMPOSTELA, 26 (EUROPA PRESS)
Manifestación de los agentes forestales gallegos frente a la Consellería.
Manifestación de los agentes forestales gallegos frente a la Consellería.
EUROPA PRESS

Los agentes forestales y medioambientales se han manifestado este jueves en Santiago, durante el segundo día de huelga, y han asegurado que la Xunta les "obliga" a convertirla en indefinida a partir del 1 de agosto porque "no atiende" a su demanda de firmar un nuevo acuerdo laboral, cuando el de 2004 caducó en 2007.

Reivindican que el nuevo documento reduzca los turnos de 12 horas, permita realizar una segunda actividad, reconozca las enfermedades profesionales y aumente las plantillas.

Así lo han informado los representantes de CIG José Manuel Couselo y de UGT José Martín López Vázquez, en declaraciones a Europa Press durante la marcha, que ha congregado a más de un centenar de trabajadores (unos 270 según los organizadores) bajo el lema 'En huelga por unas condiciones de trabajo dignas', desde la Consellería de Medio Ambiente hasta la de Medio Rural.

Prevén que la huelga indefinida, que se iniciará el 1 de agosto en caso de no llegar a un acuerdo con la Administración autonómica, ha recordado Couselo, cuente con una afluencia del 85% de los agentes medioambientales y del 100% de los de medio rural, según sus cálculos.

Este es el dato de seguimiento que estimaron para la primera jornada de huelga, este miércoles, y supone, en el caso de los agentes forestales, que secunden la huelga los que estén de guardia, ya que los servicios mínimos son del 100% para este colectivo.

En este contexto, el portavoz sindical ha indicado que, la Xunta, "en lugar de atender las demandas y mejorar el acuerdo de 2004, lo empeora", porque los agentes "continúan con un exceso horario muy grande que necesita reducirse". Por ello, ha incidido en que "se solicita que los turnos, actualmente de 12 horas muy largas de presencia física, se reduzcan".

Por otra parte, también demandan que el derecho a realizar una segunda actividad quede plasmado en el acuerdo, "para aquellos trabajadores que se pudiesen acoger a ella de forma voluntaria", debido a que "el 50% de los trabajadores tienen una edad superior a los 50 años y empiezan a sufrir achaques y enfermedades, en muchos casos graves".

En este sentido, ha explicado que en estos casos es "necesario" permitirles que se acojan a una segunda actividad "que los quite de la primera línea de la dirección de extinción de incendios", labor que "causa un gran estrés, agotamiento y exposición a altas temperaturas y circunstancias climatológicas muy adversas".

Asimismo, Couselo ha reclamado que "se regulen" y "se incluyan las enfermedades profesionales" en los agentes rurales y forestales, ya que "están causando muchos achaques a un colectivo ya envejecido" y que "necesita aumentar la plantilla", algo que no se hizo durante los últimos 30 años.

Al respecto, ha censurado que "ni se cubren bajas ni vacaciones", mientras que "en la época de máximo riesgo se aumenta el refuerzo de personal laboral, pero da la casualidad de que las bajas y vacaciones nunca se ven reforzadas, ni en periodo de máximo riesgo".

"INFRUCTUOSAS" REUNIONES

El portavoz sindical ha puntualizado además que los agentes medioambientales y forestales se encuentran divididos entre dos consellerías, la de Medio Ambiente y la de Medio Rural, respectivamente. Son "agentes de autoridad y funcionarios públicos de la Xunta", no "brigadistas", con los que "a veces se confunden", ha añadido.

Sobre su reivindicación, Couselo ha asegurado que los agentes forestales cuentan actualmente con "un acuerdo caducado, firmado el año 2004 y con una vigencia de tres años -caducado en el 2007-". Por ello, ha recordado que, "durante varios años", intentaron que la Administración "se sentase a negociar para renovar este obsoleto convenio".

Así, ha apuntado que, "a raíz de la plaga de incendios del 15 de octubre, la Administración se da cuenta de que el acuerdo no sirve para atajar los incendios de nueva generación", por lo que "se inician las negociaciones a finales del año 2017".

Sin embargo, el responsable de CIG Autonómica ha señalado que se trató de "unas negociaciones interrumpidas de forma unilateral" y "renovadas a principios de 2018", con el director xeral de Función Pública, José María Barreiro. No obstante, ha asegurado que estas reuniones "eran infructuosas", porque se les presentaba "un acuerdo con condiciones de trabajo que empeoraba el de 2004".

ABIERTOS A NEGOCIAR Y AL DIÁLOGO

Ante esta situación, ha explicado que los sindicatos están "abiertos a las negociaciones y al diálogo", porque quieren "evitar que la irresponsabilidad por parte de la Administración la tenga que sufrir la población en general".

Así, pretende "dejar claro que los agentes medioambientales nunca dejarán desatendidos los incendios", tal y como "se demostró el 15 de octubre", cuando "salieron de manera voluntaria y suspendieron sus vacaciones" para ayudar.

LA XUNTA DA "CIFRAS FALSAS"

Asimismo, Couselo ha incidido en que los sindicatos y los agentes "no van a consentir que la Administración intente poner a la gente en su contra, dando falsos datos en los medios de comunicación" e "intentando manipular".

De este modo, ha indicado que, "si realmente consideran que intentando poner a la población en su contra van a llegar a acuerdo", ellos usarán sus "armas" y barajan "desvelar cosas que hasta ahora se guardaron en silencio", como "muchas mentiras que la Administración está contando" y la "manipulación de datos".

SERVICIOS MÍNIMOS INCOMPATIBLES CON LA HUELGA

Por otra parte, el responsable sindical de la CIG ha advertido que la Administración autonómica "intenta dividir a los trabajadores", porque la Consellería de Medio Rural "impone unos servicios mínimos abusivos del 100%, que coartan la libertad del derecho a la huelga". Por su parte, Medio Ambiente impone solo unos del 20%, con el objetivo de que los trabajadores "no secunden la huelga".

Además, ha denunciado que la Consellería de Medio Ambiente "ya ha demostrado en numerosas ocasiones que su interés por el medio ambiente es nulo". Asimismo, ha asegurado que la titular de Medio Rural, Ángeles Vázquez, "nunca accedió a reuniones" y "llamó a los cuerpos y fuerzas de seguridad del Estado para echar a los agentes de su consellería".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento