Balance de la Diputación de Cáceres
Balance de la Diputación de Cáceres EUROPA PRESS

De esta forma se ha pronunciado la presidenta de la Diputación de Cáceres, Rosario Cordero, en el balance que ha realizado este jueves de los tres años de legislatura 2015-2018 de la Institución Provincial, en un acto en el que ha estado acompañada por su equipo de gobierno, y al que han asistido más de un centenar de alcaldes de la provincia cacereña, así como representantes de las Denominaciones de Origen y de otros sectores.

En su intervención, Rosario Cordero ha explicado que la Diputación de Cáceres ha "abanderado" la lucha contra el despoblamiento, algo que "los territorios estaban pidiendo", que se inició con el congreso que sobre este asunto se celebró en 2016 en Montánchez, y que "sirvió para empezar a hablar de despoblamiento y de ponerlo en la agenda de muchos instituciones, que no lo tenían".

Con ese congreso, la Diputación de Cáceres "empezó a abrir puertas" para hablar y tratar sobre despoblamiento, y ya en años anteriores se han celebrado otros certámenes sobre este asunto, de la mano de la Federación Española de Municipios y Provincias, en otros territorios españoles también afectados por esta situación.

Rosario Cordero ha reafirmado que cuando llegó el equipo de gobierno de la Diputación de Cáceres en 2015 puso en marcha una "pequeña revolución interna", para ir "poco a poco cambiando" lo que se venía haciendo hasta el momento en la provincia, para "adaptar la institución a las necesidades de los territorios", ya que así lo demandaban los ayuntamientos de la provincia.

En ese sentido, se acometió una reforma en el Área de Hacienda, se apostó por la transversalidad en el funcionamiento, y se ha incrementado la ejecución del presupuesto, ha destacado Rosario Cordero, quien ha resaltado especialmente los avances en materia de personal, como la carrera profesional que "era impensable hace unos años", la funcionarización de 280 personas, que era "imprescindible" o la promoción interna "tan necesaria", ha señalado.

También se está trabajando en la Relación de Puestos de Trabajo, y se ha alcanzado la "paz social" con los bomberos del SPEI, donde según ha admitido la presidenta de la Diputación de Cáceres, al principio fue "complicado y difícil".

Otro de los retos que Rosario Cordero ha destacado de los tres años de legislatura es la administración electrónica, que "ya ha llegado a los ayuntamientos menores de 2.000 habitantes, que en la provincia son muchos", así como al Boletín Oficial de la Provincia.

(Habrá ampliación)

Consulta aquí más noticias de Cáceres.