El director del Teatre Lliure, Lluís Pasqual
El director del Teatre Lliure, Lluís Pasqual EUROPA PRESS - Archivo

El comité del Teatre Lliure ha pedido un estudio de riesgos psicosociales "para velar por la salud y la integridad" de los empleados, después de que 800 profesionales del sector cultural hayan pedido el cese de su director, Lluís Pasqual, por "prácticas abusivas contrarias a los derechos laborales".

En un comunicado, los representantes de los trabajadores han añadido que han solicitado a la Fundació Teatre Lliure que ponga en marcha los mecanismos que crea convenientes en el marco de la ley de prevención de riesgos laborales.

La reacción del Comité de Trabajadores del Lliure llega después de que el colectivo Dones i Cultura haya difundido por las redes sociales un manifiesto que señala que "las denuncias sobre el trato vejatorio que el director Lluís Pasqual da de manera sistemática a sus trabajadoras y trabajadores han sido una constante en los espacios de encuentro y trabajo del colectivo".

Las integrantes del citado colectivo aseveran que "nunca" ha sido un secreto que "Lluís Pasqual se sobrepasaba y excede en sus funciones como director del Teatre Lliure", y agregan que "todo el mundo conocía sus maneras de hacer despóticas y de malos tratos".

Sin embargo, no fue hasta hace unos días cuando la actriz Andrea Ros, a través de Facebook, denunció el "abuso de poder, la tiranía, la falta de respeto y la injusticia" en su experiencia personal con Pasqual mientras formó parte de la Kompanyia Lliure durante dos años en las representaciones de El Rei Lear.

Por contra, un centenar de actores y técnicos de montajes teatrales dirigidos por Lluís Pasqual han firmado un manifiesto en su apoyo.

Entre los firmantes figuran las actrices Núria Espert, Rosa Maria Sardà, Emma Vilarasau, Mercè Sampietro, Vicky Peña, Carmen Machi, Marisa Paredes y Ana Belén, los actores, Antonio Banderas, Juan Echanove y Eduard Fernández, los directores Josep Maria Flotats, Daniel Bianco y Pablo Messiez, la bailarina Sara Baras o el actual presidente de la Academia de Cine Mariano Barroso.

En el manifiesto, los firmantes muestran su apoyo a Lluís Pasqual "como miembros de equipos artísticos y técnicos de montajes dirigidos por él —y que forman parte de la memoria escénica, tanto de este país como de todas partes— o como profesionales del mundo del teatro y de la cultura" que han trabajado o colaborado con él.