El rector Quim Salvi y la priora Maria Assumpció Ferrer
El rector Quim Salvi y la priora Maria Assumpció Ferrer UDG

Este proyecto, que en una primera fase ofrecerá el acceso a 1.061 pergaminos del siglo X al XIV quiere preservar y difundir un fondo único y contribuir a fomentar la investigación sobre el patrimonio, ha informado la universidad este lunes en un comunicado.

La colección incluye testamentos, donaciones, permutas, cartas, subastas, entre las que figura el documento del 15 de marzo de 1018 por el que Ermesenda de Carcassone firmaba la escritura donde destinaba a la iglesia de Sant Daniel y los terrenos limítrofes como sede de un monasterio.

El rector de la UdG, Quim Salvi, ha asegurado que con este proyecto el patrimonio cultural del monasterio se abre al mundo y se pone a disposición de la comunidad científica y de los estudiantes.

La digitalización de los documentos incorporará, además de la descripción y transcripción de los originales, la geolocalización del lugar al que hace referencia cada uno de ellos.

Consulta aquí más noticias de Girona.