El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha recordado este lunes el "altísimo autogobierno y descentralización política" que ya tiene Cataluña cuando el presidente de la Generalitat catalana, Quim Torra, le ha mencionado la cuestión de la "autodeterminación" en la reunión que han mantenido en la Moncloa, según ha explicado a su término la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo.

"El presidente de la Generalitat ha comentado y hablado con el presidente Sánchez de la autodeterminación y el presidente le ha contestado, como no puede ser de otra manera, con el altísimo autogobierno, descentralización política" que existe en Cataluña, ha dicho la vicepresidenta, que por su parte ha apuntado que el derecho a la autodeterminación "no existe" en el ordenamiento jurídico español.

"No existe la posibilidad de dejar de cumplir a lo que obliga el artículo 2 de la Constitución", que "somos un solo Estado y que la soberanía recae en todos los hombres y mujeres de este país", ha insitido Calvo, que ha preferido no comentar si considera que Torra está ahora en una posición más pragmática, a favor de los derechos de los catalanes más que reivindicativa del referendum. "Valoramos que la reunión haya sido muy larga en el tiempo, han sido casi dos horas y media y una parte muy importante se haya dedicado a trabajar de manera eficaz conjuntamente".

La aspiración de Torra a la independencia de Cataluña ha sido quizá el mayor punto de desacuerdo de un encuentro en el que el Gobierno cree que el presidente catalán "ha estado constructivo en los asuntos en los que conviene que las cosas vuelvan a un espacio de lo razonable en la política". Así lo ha afirmado la vicepresidenta, que ha incidido en la nueva etapa que se abre entre el Gobierno de Sánchez y la Generalitat catalana.

Reunión llena de cortesía y cordialidad

"Ha sido una reunión larga, de trabajo eficaz, institucional pero también llena de cortesía y cordialidad", ha subrayado Calvo sobre un encuentro que ha durado casi dos horas y media y que ha terminado con un paseo por los jardines de Moncloa de Sánchez y Torra.

En la reunión, Sánchez y Torra han acordado retomar los trabajos de comisión bilateral que figura en el Estatuto y que el Ejecutivo levante vetos en el Tribunal Constitucional contra leyes de carácter social aprobadas por el Parlamento catalán.

Asimismo, Torra ha invitado a Sánchez a celebrar otro encuentro, esta vez en Barcelona, que el presidente del Gobierno ha aceptado encantado y que se producirá, según Calvo, "en cualquier momento".

Sánchez también irá a Barcelona el próximo mes de agosto, a la conmemoración del primer aniversario de los atentados en las Ramblas y en Cambrils. Tal y como ha explicado Calvo, el presidente español le ha trasladado "su deseo firme" en este sentido y ambos han quedado en que así será. Preguntada sobre si la invitación se hace extensia al rey, Felipe VI, la vicepresidenta lo ha dado por supuesto. "Esto no es objeto de debate para el Gobierno de España", ha dicho.

Comisión bilateral Estado-Cataluña

La ministra de Política Territorial, Meritxel Batet, presidirá la comisión bilateral que Sánchez y Torra han acordado este lunes retomar. Es un órgano que aparece en el Estatuto de Autonomía pero que, en algunos casos, no se ha reunido desde 2011, "siete años de desencuentro que tienen que teminar.  "No se estaba trabajando donde se tenía que trabajar", ha subrayado la vicepresidenta.

La comisión biletaral se dividirá en una comisión de infraestructuras, otra de Hacienda y una que no existe en comisiones bilaterales entre el Gobierno central y otras comunidades, sobre transferencias. Se hablará de "infraestructuras, transferencias, presupuestos, problemas, derechos, expectativas y situaciones de donde va el día a día de los catalanes", ha dicho Calvo, que ha añadido que "queremos hablar de políticas sociales, empleo, dependencia, problemas", así como dar "un impulso al corredor mediterráneo".

Levantar los vetos a leyes sociales

Por otra parte, el presidente del Gobierno también se ha comprometido ante Torra a levantar "los vetos" a algunas leyes de carácter social aprobadas en el Parlament y recurridas después por el Ejecutivo de Mariano Rajoy ante el Tribunal Constitucional, una pauta que, según ha lamentado este lunes la hoy vicepresidenta, era de uso habitual. "Un procedimiento que nos hemos encontrado es que se recurría para todo en Contencioso-Administrativo. Esa no tiene que ser la actitud del Gobierno de España".

En concreto, el Gobierno retirará los recursos contra tres leyes: sobre pobreza energética, sobre cambio climático y sobre la universalización de la sanidad pública, un veto que precisamente ha sido muy utilizado por la CUP y también por ERC para justificar la apuesta por la independencia de Cataluña. Para la vicepresidenta del Gobierno, sin embargo, se trata de un cambio político en España.

"Estamos dispuestos a levantar ese veto porque afectan a políticas de cambio climático y energía, universalidad de la sanidad pública en Cataluña y de pobreza energética, una política que entendemos porque forma parte del giro político que se ha producido con la llegada del nuevo Gobierno, un Gobierno socialista", ha dicho Calvo.

Mensajes al PP

La comisión bilateral y el levantamiento de algunos vetos en el Constitucional son los acuerdos concretos de una reunión en la que Sánchez y Torra "han acordado tener una comunicación fluida, normalizada y que no se produzca nunca un cortocircuito en la comunicación, que no conviene a nadie y que pensamos que no es propio de una democracia y de una estructura institucional como la de España", ha dicho Calvo que, sin citar en concreto, ha enviado varios mensajes al PP para la nueva etapa que, según el Ejecutivo de Sánchez, se abre ahora en la relación entre Cataluña y el Estado central.

Ante estos nuevos tiempos, Calvo ha afirmado que "el resto de partidos tiene que ayudar" y, sin aludir al artículo 155 que ella mismo negoció en nombre del PSOE con su antecesora, Soraya Sáenz de Santamaría, ha señalado que "no le pedidmos a los demás nada distinto de lo que nosotros hemos sido capaces de hacer".

Para incidir en las diferencias entre el anterior Ejecutivo y el actual, Calvo ha recordado que "al otro Gobierno le han hecho un referendum y nosotros en un mes hemos recibido la presidente [Torra] y hemos hablado dos horas y media".