¿Restauración para nada?
Dispuestas a enturbiar este trabajo aparecen las ya famosas palomas.
La Catedral de Sevilla está sufriendo un cambio espectacular gracias a la restauración que se está llevando a cabo sobre el edificio. Dispuestas a enturbiar este trabajo aparecen las ya famosas palomas que adornan de forma tan peculiar fachadas y mobiliario urbano. ¿Habrá que volver a empezar cuando finalicen la limpieza?