Gastos fiscalmente deducibles
Los gastos deben cumplir una serie de requisitos. Freepik

A la hora de hacer la Declaración de la Renta, proceso cuya fecha límite expira el próximo 2 de julio, son muchas las dudas sobre qué conceptos puede deducir cada contribuyente. A la hora de hablar de gastos fiscalmente deducibles, los requisitos y condiciones que deben cumplir para tener esta consideración son los siguientes:

  1. Estar vinculados a la actividad económica desarrollada, que sean propios de la misma.
  2. Que estén justificados.
  3. Que se hallen registrados en la contabilidad o en los libros-registro que con carácter obligatorio deben llevar los contribuyentes que desarrollen actividades económicas.

La declaración de los gastos deducibles se efectuará agrupando los que, habiéndose producido en el desarrollo de la actividad, tengan la consideración de fiscalmente deducibles. Esta agrupación se realizará con arreglo a las rúbricas que figuran en el impreso de la declaración. Aquellos que no aparezcan expresamente recogidos en las rúbricas que figuran en el impreso de la declaración se reflejarán en la correspondiente a 'Otros conceptos fiscalmente deducibles'.

Las rúbricas

  • Consumos de explotación

Esta rúbrica recoge las adquisiciones corrientes de bienes efectuadas a terceros, siempre que se realicen para la obtención de los ingresos y que se trate de bienes integrantes del activo corriente y que no formen parte del mismo en el último día del periodo impositivo.

  • Sueldos y salarios

En esta rubrica se comprenderán las cantidades devengadas por terceros en virtud de una relación laboral: sueldos, pagas extraordinarias, dietas...

  • Seguridad Social a cargo de la empresa

En esta partida se incluye la Seguridad Social a cargo de la empresa, así como las cotizaciones satisfechas por el titular de la actividad económica.

  • Otros gastos

Se incluyen los gastos de formación del personal, tanto de carácter habitual como esporádico, las indemnizaciones satisfechas por rescisión de relaciones laborales, los seguros de accidente del personal y cualquier otro relacionado con el servicio de la actividad.

  • Arrendamientos y cánones

En esta rúbrica se incluyen los gastos originados en concepto de alquileres, cánones, asistencia técnica, etc., por la cesión al contribuyente de bienes o derechos que se hallen afectos a la actividad, cuando no se adquiera la titularidad de los mismos.