Pablo Casado
Pablo Casado atiende a los medios. EUROPA PRESS

El vicesecretario de Comunicación del PP y candidato a la Presidencia del partido, Pablo Casado, ha denunciado que "están habiendo presiones" a los afiliados para condicionar su voto en el proceso interno de elección del sucesor de Mariano Rajoy.

Casado realizó estas declaraciones en Antena 3 y ha insistido en que en su ruta por España pide a todas las organizaciones territoriales del partido que dejen a los afiliados "votar en libertad".

Además, se ha referido también a este tema en un acto con afiliados en Córdoba,señalando que se debe de "garantizar la neutralidad y la libertad de voto", de manera que "no es admisible que haya presiones a cargos públicos y orgánicos para votar a una u otra candidatura", motivo por el que ha defendido que "lo que ha hecho el PP de Córdoba es lo adecuado" al anunciar su neutralidad en el proceso para la elección de la Presidencia del partido.

El popular ha exigido "juego limpio y que no se obligue a nadie a hacer uso de su voto en una dirección o en otra". Por ello, ha señalado que él habla de "la unidad, porque si ya en la fase de votos está habiendo presiones, imagínese lo que será cuando pueda salir una candidatura que a otros no guste".

No se va a "juntar con otra candidatura"

Tras insistir en que él no se va a "juntar con ninguna otra candidatura", ha aclarado que se ha presentado "para ganar", algo que no lo hace porque crea que es "mejor que el resto", que "humildemente" cree que tiene "mejor proyecto que el resto", sino que lo hace porque si él se fuera con alguna otra candidatura, "estaría echando gasolina al fuego e intentando descompensar una balanza que no es en lo que se mide el partido".

A su juicio, "el partido no puede tener dos platos de una balanza, sino que el partido tiene que tener un ascensor, en el que vayamos todos hacia arriba, porque cuando una balanza se descompensa, se puede caer lo que hay en el otro plato y se puede ir a otros partidos, a la abstención o directamente al cabreo". Así, ha pedido "subir todos juntos unidos".