Policía
Agente de la Policía Nacional en València. JEFATUAR SUPERIOR POLICÍA COMUNITAT VALENCIANA

Los hechos ocurrieron sobre las siete y media de la tarde del domingo en la confluencia de dos calles del distrito de Patraix de València, cuando una llamada a la sala del 091 alertaba de una pelea entre dos chicas y un hombre. Los agentes acudieron de inmediato al lugar y observaron a un hombre encarado a dos chicas, por lo que los separaron de inmediato.

Los policías observaron que los tres presentaban pequeñas lesiones en la cara y manos y averiguaron que las chicas se habían dado un beso, momento en que el hombre se había dirigido a ellas preguntándoles si se podía sumar a lo que estaban haciendo, por lo que ambas le dijeron que no y que las dejara en paz.

A continuación, el hombre, de origen argelino, presuntamente comenzó a insultarlas con frases como "guarras" o "asquerosas" y a agredirlas, estirándoles del pelo y golpeando sus caras, así como escupiéndolas, defendiéndose como podían las chicas. Las víctimas presentaban arañazos en el cuello y el brazo y otra además una herida en un puño, detalla la Jefatura en un comunicado.

TRATÓ DE JUSTIFICAR EL ATAQUE

El agresor trató de justificar su acción a los policías diciéndoles frases como "dos mujeres no se pueden besar en la calle" y "los mayores le tienen que decir a los jóvenes lo que está bien y lo que está mal".

Los agentes tras las averiguaciones pertinentes lo detuvieron como presunto autor de un delito de odio. El detenido, sin antecedentes policiales, ha pasado a disposición judicial.

Consulta aquí más noticias de Valencia.