Pitbull
Un perro de raza pitbull, en una imagen de archivo. ILDAR SAGDEJEV / WIKIMEDIA COMMONS

La Guardia Civil investiga un acto vandálico que tuvo lugar el martes en las instalaciones de la asociación Gatocán, situada en Coirós (A Coruña), donde los autores del suceso, aún sin identificar, burlaron las cámaras de seguridad e introdujeron a dos pitbull en el interior del espacio en el que se encontraban 25 gatos.

Según informa La Voz de Galicia, la presidenta de la entidad, Beatriz Martín, sostiene que alguien cortó la reja de los felinos e introdujo a los dos perros catalogados como potencialmente peligrosos. En el recuento final, los trabajadores de la asociación solo echaron en falta a uno. El resto de ellos se había subido a zonas altas para evitar el posible ataque de los canes.

El centro, no obstante, no fue consciente de lo ocurrido hasta las tres de la tarde del martes cuando una de las cuidadoras pasó por la zona. Los dos pitbull se encuentran en cuarentena. La protectora denuncia que lo sucedido podría haber supuesto la muerte de muchos mininos.

La Guardia Civil trata de localizar ahora a los autores del acto vandálico, quienes lograron burlar las cámaras, por lo que se entiende que las personas que accedieron a las instalaciones conocían el lugar a la perfección. 

Consulta aquí más noticias de A Coruña.