Restos en las obras del AVE
Un operario muestra varios de los cráneos hallados en Medina. Iván Lozano /EFE

Los operarios que trabajan en la nueva línea del AVE en Medina del Campo han encontrado los restos de varios cráneos y otros huesos humanos cuando removían la tierra.

El hallazgo se produjo cuando el conductor de una excavadora estaba removiendo las tierras para la construcción de un camino que salve las futuras vías cuando aparecieron los restos humanos.

Inmediatamente, los operarios contactaron con la Policía, cuyos agentes recogieron algunas muestras y las llevaron al Juzgado de Instrucción número 1 de esta localidad.

Se trata de cinco cráneos, tres pertenecientes a adultos y dos a niños.

También aparecieron otros restos óseos, como tres piezas de fémur, una clavícula y varias mandíbulas.

Fuentes policiales han asegurado que los huesos no corresponden a fechas recientes, sino que podrían tratarse de restos de un viejo osario situado en la zona.

Mirador de la reina

Los huesos han sido descubiertos a pocos metros del denominado mirador de la Reina, junto al castillo de la Mota y cercano al lugar de las obras se encontraba en el siglo XV el cinturón amurallado de Medina del Campo.

Los vecinos cercanos a la zona han manifestado que cuando construyeron sus casas, en la década de 1960, también aparecieron restos humanos.

Las obras para instalar el sistema para cambiar el ancho de vía continúan con normalidad ya que el Juzgado no ha ordenado la paralización de las mismas.