Un documental sobre el escándalo sexual de Polanski sacude Sundance

  • El director fue acusado de violar y drogar a una niña de 13 años.
  • Horas antes de ser juzgado huyó de EE UU, donde nunca volvió.
  • El documental se distribuirá internacionalmente.
El director de cine Roman Polanski.
El director de cine Roman Polanski.
ARCHIVO
Treinta años después, la historia del director de cine Roman Polanski sigue escandalizando a los Estados Unidos: condenado por tener
relaciones sexuales y suministrar drogas a una menor, el caso es objetivo de un documental que ha revolucionado el festival de
Roman Polanski: Wanted and Desired se proyectó este fin de semana en el festival de cine independiente, donde su directora, Marina Zenovich, aseguró que la cinta
ya tiene distribuidora para el mercado internacional: nada más y menos que la poderosa

Zenovich declaró que su documental
no disculpa al director franco-polaco, pero sí pretende denunciar el escabroso comportamiento de la justicia y los medios alrededor del 'caso Polanski', para que los americanos puedan contemplar con otra mirada el escándalo que envolvió al director por tener relaciones sexuales con una
niña de 13 años.

Aunque Polanski logró
rehacer su carrera en Francia e incluso logró, en 2003, el Oscar como mejor director por
El pianista, nunca volvió a pisar territorio estadounidense para evitar su detención.

La película comienza con una entrevista de archivo a Polanski, en la que admite
su pasión por las mujeres jóvenes, algo que en su opinión experimentan casi todos los varones.

Zenovich sitúa su historia en el paso de la década de los sesenta a los setenta en Hollywood, cuando el joven Polanski estaba en la cima de la industria gracias al éxito de

"Es una especie de sueño, un sueño de los setenta, para mí", explicó Zenovich, que incluye en el documental un
extenso archivo fotográfico que retrata el acelerado ritmo de vida de la época y también refleja el brutal asesinato de la mujer de Polanski, la actriz

El proyecto surgió cuando, con motivo de la candidatura a los Oscar de 2003, se comentó que Polanski podría volver a Los Angeles. Fue al ver una
entrevista televisiva a la niña, ya mujer, con la que se relacionó Polanski cuando Zenovich pensó retomar el tema. Consultó a psiquiatras, abogados y amigos de Polanski de la época, e incluso intentó entrevistar al director, pero obtuvo una respuesta negativa de este.
Mostrar comentarios

Códigos Descuento