Navarra prohibirá las cápsulas de café, bolsas de plástico y obligará a los bares a ofrecer agua del grifo

  • Ambas medidas forman parte de una nueva ley aprobada por el Parlamento de Navarra.
  • Ikea y Lidl ya se han comprometido para eliminar en España los plásticos de un solo uso.
Cápsulas de café.
Cápsulas de café.
GTRES

Los plásticos de un solo uso —como las cápsulas de café, vasos o platos desechables— tienen los días contados en Navarra. El Parlamento de esa comunidad aprobó este pasado jueves una ley pionera en España que prohibirá a partir de 2020 la utilización de este material con el objetivo de poner fin a los productos de plástico de un solo uso y promover los envases reutilizables.

La normativa, denominada Ley Foral de Residuos y su Fiscalidad, ha salido adelante en el parlamento regional con los votos a favor de Geroa Bai, EH Bildu, Podemos y Ezkerra y los votos en contra de UPN, PSOE y PP.

Además del fin de los plásticos, el parlamento también ha aprobado dentro del mismo contexto de la gestión de los residuos que los bares y restaurantes "ofrezcan siempre a los clientes la posibilidad de tomar agua del grifo, de forma gratuita y complementaria a la oferta del propio establecimiento".

Bolsas de plástico

Así, según la normativa aprobada, se prohíbe de forma generalizada a partir del 1 de enero de 2020 las bolsas de plástico, una restricción que "alcanza también a la venta de productos envasados en monodosis o cápsulas de un solo uso, cuya venta, muy extendida, genera residuos que 'actualmente no tienen tratamiento'. Y a los platos, vasos, tazas y bandejas alimentarias desechables de plástico, excepto aquellas de material biodegradable, conforme a la Directiva 94/62 CE".

Asimismo, a partir del próximo 1 de julio los establecimientos no podrán entregar de manera gratuita bolsas de plástico a los consumidores.

Por otro lado, esta ley también obligará a la recogida selectiva de la fracción orgánica de los residuos domésticos y comerciales para toda la población navarra a partir del 1 de enero de 2022. El objetivo, según explican, es llegar a destinar en 2020 el 50% en peso a compostaje o biometanización y el 70% en 2027.

Sistema de depósito

La nueva ley plantea un período de prueba de dos años del Sistema de Depósito, Devolución y Retorno de envases, que obligará al ciudadano a pagar una determinada tasa por cada envase de plástico que compre y el dinero se le devolverá cuando entregue el envase de nuevo en el comercio.

De esta manera, los envases de plástico volverán a la cadena de producción como materia prima en condiciones de convertirse en otro nuevo producto.

Impuestos

Además, la norma fija un Impuesto sobre la eliminación en vertedero y la incineración "para garantizar la sostenibilidad económica del control, evaluación y gestión de los residuos, penalizando económicamente en función de la generación de residuos", explica el parlamento en un comunicado.

Los tipos de gravamen, "serán de 5 euros por tonelada en el ejercicio de 2018 y 10 en 2019, llegándose a los 20 euros a partir del enero de 2020, tras finalizar el período de 'implantación progresiva dirigido flexibilizar el impacto' del tributo".

"Se trata de un impuesto llamado a desaparecer", agregan, "puesto que se paga por la eliminación en vertedero, de modo que cuanto menos destine al vertedero una Mancomunidad, menos pagará su ciudadanía", concluyen.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento