Hassan Rouhani
Hassan Rouhani, máximo dirigente de Irán, en la sede de las Naciones Unidas en Nueva York. GTRES

 Irán sigue cumpliendo con todas las limitaciones impuestas a su programa nuclear pese a la reciente retirada de Estados Unidos del acuerdo, una decisión criticada por mandatarios como Emmanuel Macron o Barack Obama, informó este jueves el OIEA, la agencia nuclear de la ONU.

Tras su salida del acuerdo, Estados Unidos aseguró que planeaba volver a imponer todas las sanciones que levantó como parte del pacto nuclear, y aplicar nuevas penalizaciones económicas.

En un informe trimestral reservado, al que tuvo acceso Efe en Viena, los inspectores del OIEA confirman que la producción y el almacenamiento de uranio enriquecido y de agua pesada, así como el acceso a las instalaciones nucleares en Irán, se corresponden con lo acordado en el pacto atómico de 2015.

El pasado 8 de junio EE UU se retiró del acuerdo nuclear con Irán, un pacto que consiguió la anterior Administración y que el presidente estadounidense calificó de "mentira" y "fallido", puesto que, a su juicio, "ese país apoya el terrorismo".

Desde la ONU, su secretario general, António Guterres, instó al resto de países firmantes del acuerdo a seguir cumpliéndolo. Guterres, a través de su portavoz Stéphane Dujarric, se declaró "muy preocupado" y aseguró que el acuerdo nuclear es un "gran logro" de la diplomacia y las políticas de no proliferación. "También ha contribuido a la paz y seguridad regional e internacional", ha agregado.

Tras el anuncio de Trump, el presidente iraní, Hasan Rohaní, anunció que Irán continuaría en el acuerdo nuclear si se garantizan sus intereses y que tomará "decisiones" más adelante en caso contrario. Si Irán no logra conseguir sus "objetivos" ni los "beneficios" del pacto, Rohaní advirtió de que tomarán "un camino muy evidente".