El Congreso de los Diputados ha aprobado finalmente este miércoles los Presupuestos Generales del Estado de 2018, con el apoyo de los 176 escaños que suman PP, Ciudadanos, Unión del Pueblo Navarro, Foro Asturias, Coalición Canaria, Nueva Canarias y el respaldo ineludible del PNV. Así, los Presupuestos han sido aprobados a falta de que lo haga el Senado y nuevamente pasen por el Congreso, donde recibirán el visto bueno final. "Esto demuestra que hay nivel en la política española", ha comentado Mariano Rajoy, jefe del Ejecutivo.

Para su aprobación, ha sido clave el apoyo del PNV. Los nacionalistas vascos, según ha dicho su portavoz, Aitor Esteban, han respaldado los Presupuestos "por responsabilidad", después de que condicionaran su apoyo al levantamiento del artículo 155 en Cataluña. "Hemos puesto los intereses de la ciudadanía de Euskadi por encima de los del partido", aseguró Esteban para explicar la decisión "nada fácil" que han tenido que tomar. "También desde el convencimiento de que esta es la forma más eficaz de contribuir al pronto levantamiento", que el partido considera que ocurrirá de forma "inminente".

"Entendíamos y entendemos que lo responsable con Catalunya, pero también con el autogobierno de Euskadi, era y es actuar de contrapeso en el Estado para contribuir al levantamiento del 155", ha apuntado.

Por su parte, la portavoz de EH Bildu en el Congreso, Marian Beitialarrangoitia, ha dicho que el PNV ha demostrado, con su apoyo a los Presupuestos, que "no es de fiar" y que se ha convertido en "el nuevo socio del club del 155". Beitialararngoitia ha replicado, en una rueda de prensa en el Congreso, a Esteban, que "lo responsable" hubiera sido no apoyar los presupuestos de Mariano Rajoy y "poner la agenda vasca por delante de la del PNV".

Los argumentos del PNV

La formación jeltzale ha indicado en el comunicado que "esta situación ha cambiado en los últimos días", ya que la Generalitat de Catalunya "tiene hoy un president legítimo, elegido por la mayoría absoluta del Parlament, y la desactivación del artículo 155 está muy próxima en el tiempo". "En este nuevo contexto, el mismo principio de responsabilidad nos lleva a no bloquear los Presupuestos", asevera.

El PNV explica que "este principio de responsabilidad se expresa en cuatro grandes argumentos". El primero de ellos es que "el artículo 155 tiene fecha de caducidad". "Una vez que Joaquim Torra ha sido investido president, existe un poder legítimo catalán que está encaminado a la conformación de un nuevo Govern" y a la desactivación del 155 en cuestión de semanas, días u horas. El PNV está políticamente volcado y comprometido en confirmar esta previsión", asevera.

Además, asegura, en segundo lugar, que pretende "evitar el abismo" porque "el bloqueo de los Presupuestos empujaría, aún más, hacia el abismo a la situación política española y catalana". "Sin Presupuestos, el conflicto no estaría más cerca de encauzarse, sino que se enconaría y alejaría de la posibilidad de un diálogo constructivo", ha precisado.

Asimismo, destaca que "la ausencia de Presupuestos y la crisis política que desataría alargarían 'sine die' el 155". "El más que probable adelanto electoral abriría escenarios de pronóstico muy preocupante que, por responsabilidad, deben evitarse, y así lo hacemos", subraya.

El tercer argumento que esgrime es que no puede perder "la capacidad de influir en favor de una solución dialogada para Catalunya". "Votar en contra de los Presupuestos representaría un gesto testimonial, pero sin efectos reales ni prácticos de cambio para Catalunya", apunta.

Cheque en blanco

A su juicio, "lejos de constituir un cheque en blanco al Gobierno del PP, esta decisión permite al PNV mantener su capacidad de influencia política en el Estado para contribuir a una solución dialogada y acordada en Catalunya", además de "conservar su capacidad para hacer de freno a quienes apuestan única y exclusivamente por soluciones autoritarias e impositivas".

En cuarto lugar, señala que pretende "hacer valer el acuerdo que incrementa las pensiones de todos y todas las pensionistas del Estado". "El apoyo del PNV a estos Presupuestos garantiza que el colectivo de pensionistas vea aumentada su prestación, como mínimo, un 1,6% los dos próximos años. Este incremento es incluso superior entre quienes perciben las rentas más bajas y en el colectivo de viudas", recuerda.

Por último, afirma que su objetivo también es "hacer valer el compromiso con la 'agenda vasca' y con el desarrollo y modernización de Euskadi".

Te puede interesar: