Los exconsellers de la Generalitat Josep Rull y Jordi Turull han comunicado este lunes al presidente catalán, Quim Torra, su disposición a asumir de nuevo esa responsabilidad, al tiempo que han pedido al juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena que les deje salir de prisión para tomar posesión de sus cargos.

Así lo ha informado a los periodistas Quim Torra, quien ha visitado en la cárcel madrileña de Estremera a los líderes independentistas allí encarcelados, Oriol Junqueras, Joaquim Forn, Raül Romeva, Josep Rull y Jordi Turull, a quienes ha visto "fuertes".

Torra ha querido que su primera visita oficial como presidente de la Generalitat haya sido a los políticos independentistas presos en las cárceles madrileños.

La visita se ha producido después de que el Gobierno hiciera público que seguirá aplicando el artículo 155 de la Constitución en Cataluña tras lo que consideran una "provocación" por parte del nuevo president de la Generalitat, Quim Torra, que este sábado incluyó en su Govern a dos políticos presos y a otros dos fugados. 

El Diario Oficial de la Generalitat (DOGC) ha publicado este lunes de madrugada el decreto de creación, denominación y determinación del ámbito de competencia de los departamentos de la Administración de la Generalitat de Cataluña pero no el de los nombramientos de los consellers, tampoco recogidos en el BOE.

Tras permanecer dos horas en la prisión de Estremera, Torra ha hecho una breve declaración a los medios de comunicación, en la que ha explicado que los "consejeros nombrados" le han pedido que remarque su voluntad de acceder al cargo.

También que pida al juez Llarena su libertad para que puedan asistir a la toma de posesión del nuevo Govern prevista para el próximo miércoles en Barcelona.

"Les estamos esperando a ellos, les estamos esperando a todos", ha afirmado el presidente de la Generalitat, que ha incidido en que "Cataluña está esperando a sus políticos honestos, honorables y demócratas que, simplemente, hicieron lo que el pueblo les pidió que hicieran, que era dejar votar al pueblo".

Torra ha expresado además su "profunda" emoción por el encuentro con sus "amigos" y "compañeros", a quienes les ha trasladado "toda la fuerza y todo el coraje" de los catalanes.

Ha asegurado que tanto los "consejeros" como el resto de presos tienen un "buen aspecto" y están "bien", "fuertes" y "deseando que esta judicialización de un tema político se acabe de una vez".

"Tienen unas ganas inmensas de que podamos solucionar cuanto antes una situación que jamás se tenía que haber producido", ha dicho.

Según ha asegurado, ninguno de ellos estaría preso en ningún otro país de Europa por los delitos por los que están acusados y que, en su opinión, carecen de "fundamento".

"Es -ha advertido- una injusticia que no solo afecta a los presos políticos, sino también y muy profundamente a sus familiares que tienen que trasladarse 600 kilómetros para poder verlos".

Tras su paso por Estremera, Torra se ha desplazado a la prisión de mujeres de Alcalá-Meco, para visitar a la exconsellera Dolors Bassa y a la expresidenta del Parlament Carme Forcadell, y ya por la tarde acudirá a la cárcel de Soto del Real donde se verá con los expresidentes de la ANC y Òmnium Jordi Sánchez y Jordi Cuixart, respectivamente.

Pide diálogo al Gobierno

Torra ha reiterado su "oferta de diálogo al Gobierno de España" por considerar que "esto no puede seguir así, necesitamos solucionar este tema", en referencia a la prisión preventiva en la que se encuentran nueve dirigentes catalanes.

Torra ha hecho estas declaraciones tras pasar cerca de una hora en el interior del Centro penitenciario Madrid II, Alcalá Meco, donde se ha reunido con la expresidenta del Parlamento catalán Carmen Forcadell y la exconsejera de Asuntos Sociales Dolors Bassa.

En una declaración sin preguntas, Torra ha asegurado que se trata de "dos mujeres extraordinarias, valientes, que nos han transmitido todo su coraje" y que han expresado que "aguantarán si el pueblo de Cataluña aguanta", y que ellas "se sienten rehenes de la justicia".

Así, Torra ha pedido "a todo el pueblo de Cataluña, que por favor que no las olvidemos, que las tengamos siempre muy presentes".

Además, el presidente catalán se ha preguntado que "cómo es posible" que esté en prisión la presidenta del Parlamento de Cataluña que "sencillamente permitió que hubiera un debate", y la consejera "que únicamente cedió unos centros públicos para que el pueblo de Cataluña pudiera votar".

Por eso, ha insistido en la importancia de dialogar con el Gobierno porque "esto no puede seguir así, necesitamos solucionar este tema".

El Gobierno advierte a Torra de que su estrategia está "abocada al fracaso"

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha advertido de que la dinámica "perversa" que está siguiendo el presidente de la Generalitat, Quim Torra, está "abocada al fracaso" y le ha acusado de supeditar los derechos de los catalanes a sus intereses partidistas.

En declaraciones en la Puerta del Sol antes de asistir a la toma de posesión de Ángel Garrido como presidente madrileño, Sáenz de Santamaría ha señalado que el Gobierno está "cumpliendo con su obligación" de defender los derechos de los catalanes al bloquear los nombramientos de los miembros del Govern hasta analizarlos.

Ha criticado en cualquier caso la decisión de Torra de nombrar consejeros a dos presos y dos huidos, y sobre todo de impedir que tengan un responsable de Salud -por elegir para este puesto a Toni Comín, que se encuentra fuera del país-, el asunto que más importa a los ciudadanos, en su afán por "seguir provocando la democracia".

La vicepresidenta no ha querido dar un plazo sobre cuándo tendrá el Gobierno las conclusiones de su análisis y la decisión sobre los nombramientos, ni ha respondido a la pregunta de los periodistas de si el plazo sería de 48 a 72 horas.

Y es que es durante este periodo cuando se debaten las enmiendas de los presupuestos en el Congreso, para cuya aprobación el Gobierno necesita, entre otros, del voto del PNV, que siempre ha condicionado su apoyo al levantamiento del 155 en Cataluña.

"Cuando lo tengamos -el resultado del análisis de los nombramientos- se lo haremos saber porque estas cosas hay que hacerlas con seriedad", ha dicho Sáenz de Santamaría.

Y ha añadido que "a diferencia de la gente de la Generalitat, que hace las cosas corriendo en el Ejecutivo se hacen "con mucha seriedad y rigor".

Consulta aquí más noticias de Barcelona.