Entró en funcionamiento el pasado 26 de diciembre. El aparcamiento subterráneo del BEC, junto a la estación de metro de Ansio, que habilitó el Consorcio de Transportes de Bizkaia (CTB) con el fin de fomentar el uso del transporte público para ir a Bilbao, ya está siendo utilizado por 572 conductores.

Este parking, que cuesta a los conductores 0,65 euros, es el tercer estacionamiento ligado al transporte público promovido por el CTB, tras los abiertos junto a las estaciones de Leioa y Etxebarri, que lograron retirar 160.000 vehículos de las carreteras el año pasado.

Por otro lado, los trabajadores de Bizkaibus han pedido a los políticos ayuda para paralizar las reducciones de plantilla que se están realizando en la margen izquierda.