La Diputada Del PSOE, Ana Santos
La Diputada Del PSOE, Ana Santos EUROPA PRESS

La también secretaria de servicios sociales del PSOE ha criticado que los riojanos "más vulnerables", por falta de ingresos, "están desprotegidos por la ineficacia del Gobierno de Ceniceros en la gestión de la renta de ciudadanía", ya que las solicitudes de renta de ciudadanía "acumulan un retraso de siete meses hasta el cobro efectivo de la cuantía" y los solicitantes "se ven obligados a acudir a la caridad".

Para la diputada socialista, la renta de ciudadanía "está resultando una esperanza perdida". Los miles de ciudadanas y ciudadanas riojanos, que "carecen de ingresos por agotar todas las prestaciones y necesitan del apoyo de la Administración para poder subsistir, están desprotegidos por la ineficacia del Gobierno en la gestión y tramitación de la renta".

Santos ha criticado que "la Ley les concedió un derecho que debiera de obtener contestación en dos meses, pero la resolución de la administración se ha alargado hasta los cinco meses, lo que significa entre seis y siete meses sin ningún tipo de ingresos". La coordinación entre Servicios Sociales y Servicio de Empleo para la elaboración y seguimiento del programa de inclusión laboral "es inexistente" y se "carece de protocolos de actuación" y los profesionales "no tienen información para elaborar y hacer el seguimiento del programa".

La renta de ciudadanía "es la tabla de salvavidas y el último recurso para miles de riojanos", ha señalado Santos. Los datos de empleo "ponen de manifiesto" que en el mes de marzo 8.696 ciudadanos riojanos no contaba con ningún tipo de prestación, "una de cada dos riojanos desempleados".

La diputada del PSOE ha recordado que el 24 de abril de 2017 se aprobó en el Parlamento de La Rioja la Ley de Renta de Ciudadanía y que desde el Grupo Parlamentario Socialista "éramos conscientes de que esta renta no era la panacea, pero aliviaría la situación de muchos riojanos vulnerables sin ingresos", y que por ello "consensuamos y cedimos rebajando nuestras propuestas porque siempre pensamos que nuestra responsabilidad política estaba en conseguir lo máximo, pero no renunciar a las mejoras".

Pero ahora, "vista la caótica gestión por parte del Gobierno nos sentimos engañados y, lo más importante, se ha engañado a los ciudadanos que carecen de ingresos y necesitan de la protección social pública para dar de comer a sus familias".

RETRASO EN PAGOS

Para Santos, en el Gobierno de La Rioja "hay un problema de gestión y un problema de voluntad política con la renta de ciudadanía".

Santos ha denunciado el "retraso en la aplicación de la Ley de Renta y pésima gestión desde el inicio", ya que el Gobierno de La Rioja "comenzó muy mal y continuó peor".

Hubo un retraso de un mes "en la aprobación del Reglamento y falta de información y formación a los profesionales".

El Reglamento de desarrollo de la ley "se retrasó un mes y los expedientes no se podían activar", ha señalado. El Gobierno pasó la "patata caliente" a los profesionales de Servicios Sociales de los Ayuntamientos, "que carecían de todo tipo de información sobre el tema", y tuvieron que hacer de "parachoques" de los ciudadanos.

Santos también ha denunciado un retraso "en la disposición de medios humanos y técnicos para información y gestión", ya que la comprometida Oficina de Información en la sede de la Consejería "tardó meses en crearse"; el aumento de personal en el Servicio de Prestaciones de la Consejería de Políticas Sociales para el seguimiento de la renta "es claramente insuficiente y tardó demasiado tiempo en incorporarse".

Además, los profesionales de Servicios Sociales de los Ayuntamientos, quienes en primer lugar reciben a los ciudadanos, "no han recibido durante meses ningún tipo de información ni formación que les permitiera tramitar las solicitudes de la renta".

La responsable de servicios sociales de la ejecutiva de los socialistas riojanos también ha denunciado la "falta de resolución de los expedientes de Ingreso Mínimo de Inserción y Ayuda de Inclusión Social desde mayo al 5 de septiembre".

El trasvase del IMI y AIS a la renta, "ha sido un verdadero drama para las familias", ha señalado Santos. Los primeros "damnificados" han sido los solicitantes de las extintas prestaciones de inserción social -IMI y AIS-, que presentaron su solicitud desde mayo hasta el 5 de septiembre, fecha de entrada en vigor de la Ley. De hecho, todos los expedientes solicitados "estuvieron bloqueados". Y como ejemplo, ha documentado que un ciudadano que solicitó la prestación el 3 de mayo, la resolución es del 5 de diciembre, "siete meses sin contestar y ocho meses sin cobrar".

Santos ha denunciado también el "retraso en las resoluciones de la renta, ya que los beneficiarios tardan entre seis y siete meses en cobrar la prestación".

Una de las mejoras de la Ley de Renta de Ciudadanía era la "disminución del periodo de devengo", que pasó a dos meses para la resolución, pero lo cierto es que "los dos meses se han convertido en 7 meses". Y en este mes de mayo se están resolviendo las solicitudes presentadas en el mes de octubre. Como ejemplo, ha documentado que una petición del 1 de octubre ha recibido la resolución el día 24 de abril y cobrará en al mes siguiente, y en esta fecha le liquidarán los atrasos; habrá estado siete meses sin ingresos de ningún tipo.

FALTA DE COORDINACIÓN

La diputada socialista también ha censurado, también, la "falta de coordinación entre los servicios sociales y el servicio de empleo para la elaboración y seguimiento del programa de inclusión". El objetivo último de la renta de ciudadanía es la inclusión laboral. Hoy en día, "no existe ningún protocolo de coordinación entre los Servicios Sociales y el Servicio de Empleo". Los profesionales "continúan sin tener ningún tipo de información ni formación que les permita orientar y actuar adecuadamente para elaborar el programa de inserción laboral y están trabajando con un criterio personal, sin instrucciones ni protocolo".

Esta falta de coordinación está llevando a "sanciones a los beneficiarios por falta de cumplimiento de trámites de los que nadie les ha informado e inexistencia de programas de inserción laboral según unas pautas".

Para Santos, esta "pésima gestión está afectando al modelo social y fomentando el asistencialismo y la caridad", ya que las familias riojanas que "carecen de ingresos y esperan durante siete meses, solicitan ayudas de emergencia social a los ayuntamientos para poder comer". En muchos casos, los ayuntamientos "no cuentan con fondos" para este fin y finalmente estas familias "tienen que acudir a organizaciones sociales como Cáritas o Cruz Roja".

Finalmente, ha anunciado que el PSOE "va a ejercer su papel de control permanente y sistemático de la gestión de la renta de ciudadanía".

Los socialistas "apoyamos, cuando lo teníamos que hacer, para que la Ley se aprobara y mejorara la vida de los ciudadanos, aunque tuvimos que rebajar límites", pero "no vamos a pasar es por la gestión desastrosa de la Ley y las consecuencias para los ciudadanos sin ingresos". El descontento "es generalizado y extensible a ciudadanos particulares, entidades y organizaciones sociales y sindicatos", ha dicho.

Por último, ha señalado que los socialistas "vamos a ejercer un control permanente y sistemático, recogiendo información y manteniendo encuentros con diversos colectivos, para hacer un seguimiento del desarrollo de la Ley de Renta de Ciudadanía y, en su caso, denunciar y llevar propuestas al Parlamento para que el Gobierno cumpla milimétricamente con el contenido de la Ley", ha terminado.

Consulta aquí más noticias de La Rioja.