Recetas para el Día de la Madre: 5 entrantes y aperitivos fáciles y económicos

Rollitos de berenjena y queso
Rollitos de berenjena y queso

Igual somos unos clásicos, pero lo de cocinar para alguien nos parece uno de los mejores regalos posibles. Que sí, que salir a comer por ahí para celebrar el Día de la Madre está muy bien, pero organizar una comida en casa nos parece mejor idea.

Unos buenos aperitivos para empezar son toda una declaración de intenciones, así que vamos a sugerir unos cuantos que, a parte de ser sencillos de preparar, son económicos, muy resultones y alegrarán cualquier mesa.

Como siempre, recetas fáciles, frescas, aparentes y que podamos dejar casi listas con antelación para rematar en el último momento.

Paté vegetal

Una alternativa sana a los patés tradicionales. Además de estar muy buenos, los patés vegetales admiten muchas versiones. Este de alubias con anacardos y tomates secos, es muy fácil de hacer y el resultado es estupendo.

Paté vegetal
Paté vegetal

Trituramos con ayuda de una batidora o robot de cocina 100 gramos de anacardos. A continuación añadimos 200 gramos de alubias blancas cocidas y escurridas, el zumo de medio limón, 20 gramos de sal, un chorrito de aceite de oliva virgen extra, 5 gramos de ajo en polvo, 5 gramos de pimenta molida y 30 gramos de tomates secos en aceite y trituramos de nuevo. Listo para servir. Si queremos una versión aún más económica podemos sustituir los anacardos por cacahuetes.

Rollitos de berenjena asada y queso

Estos rollitos quedan buenísimos y son muy fáciles de hacer. Partimos en dos una berenjena y la ponemos al horno precalentado a 200 grados durante 20-30 minutos dependiendo del tamaño de la berenjena. Cuando este lista sacamos la pulpa y la mezclamos con un poco de aceite, sal, pimienta y comino (opcional), reservamos.

Rollitos de berenjena y queso
Rollitos de berenjena y queso

Cogemos una lamina de masa filo y la dividimos en tres con un cuchillo. Ponemos una pequeña porción de masa en un extremo y unos trocitos de queso de cabra (o cualquier otro queso). Formamos rollitos con la masa. Pincelamos con un huevo batido y decoramos con semillas de chía o sésamo. Con 10 minutos de horno a 220 grados estarán listos y crujientes. Tendremos que estar vigilando para que no se quemen.

Cestas de parmesano con ensalada

Para sorprender con estas bonitas cestas solo necesitamos queso parmesano y un microondas. Cortamos en cuatro una lámina de papel de horno. Rallamos 150gramos de queso parmesano y extendemos una porción sobre uno de los trozos de papel formando un circulo, lo tapamos con otro trozo de papel de horno, presionamos y lo ponemos en el microondas 50 segundos a 700W.

Cestas de parmesano con ensalada
Cestas de parmesano con ensalada

Lo sacamos y sin quitar los papeles de horno lo ponemos sobre un vaso o bol pequeño al revés para darle la forma de cesta presionando con las manos. Lo dejamos secar un par de minutos, quitamos los papeles y listo. Ya solo queda rellenar con la ensalada que más nos guste.

Huevos rellenos de hummus

Los huevos rellenos fueron el aperitivo estrella de las madres de los 70. Pero ahora vuelven a estar de moda. Solo tenemos que darle una vuelta y rellenarlos de algo diferente como un hummus de garbanzos.

Huevos rellenos de hummus
Huevos rellenos de hummus

Para cocer los huevos solo tenemos que sumergirlos en agua hirviendo durante 10 minutos. El hummus tampoco tiene ninguna complicación. trituramos 200 gramos de garbanzos cocidos con 30 gramos de tahini, 1 diente de ajo, el zumo de un limón, sal, comino y un poco de aceite de oliva virgen extra, añadimos un poco de agua si es necesario. Cuando los huevos estén fríos los pelamos, quitamos las yemas que podemos usar para espolvorear o para otros platos, rellenamos el hueco con el hummus y listo.

Vasitos de crema de remolacha

Quedan muy bonitos y es una crema muy sabrosa y colorida. Solo tenemos que picar una cebolla mediana y pocharla en una sartén con aceite, cuando coja color añadimos 400 gramos de manzana y 450 gramos de remolacha, todo cortado en trozos medianos.

Vasitos de crema de remolacha
Vasitos de crema de remolacha

Rehogamos unos minutos y salpimentamos. Añadimos 500 mililitros de agua o caldo y removemos unos minutos más. Dejamos templar y trituramos con una batidora o robot de cocina. Si queda demasiado espesa añadimos un poco más de agua. Servimos en vasitos pequeños y decoramos con trocitos de manzana, germinados o frutos secos picadao

Mostrar comentarios

Códigos Descuento