De este modo, CAEB ha destacado en un comunicado que el número de ocupados (488.700 personas) "apenas ha variado (-0,2%)", en contraposición con "la tendencia al alza que mantienen en el ámbito nacional (2,4%)".

En este sentido, se ha explicado que "esta circunstancia repercute, a su vez, sobre el número de parados (103.100 personas), que ha experimentado el primer incremento interanual (4,7%) desde el segundo trimestre de 2013".

Como consecuencia de este comportamiento, la tasa de paro (17,4%) se ha situdado ligeramente por encima de la anotada un año atrás (16,7%), hecho que contrasta con el descenso observado en el conjunto estatal (16,7% vs 18,7%, primer trimestre 2017), según la entidad.

En este contexto, desde la CAEB han resaltado "la creciente divergencia existente entre los datos de la EPA y las cifras de trabajadores afiliados a la Seguridad Social y desempleados inscritos en las oficinas de empleo".

Como ejemplo, han detallado que la EPA ha situado la construcción como el ámbito productivo con un mayor descenso de la población ocupada en el primer trimestre (-11,3%), cuando en términos de trabajadores afiliados se erige en el sector en el que más ha aumentado el empleo (6,6%).

Finalmente, CAEB ha apostado por "la mejora de la productividad como vía para alcanzar un empleo más estable y de mayor calidad", especialmente, "a través de la formación del capital humano y la integración de las nuevas tecnologías en los procesos empresariales", ha concluido.