Piso en Madrid
Piso en Madrid Europa Press - Archivo

En comparación con el mes anterior la evolución de las hipotecas constituidas sobre viviendas fue también negativa en Castilla y León, donde cayeron un 13,5 por ciento, por encima de la evolución nacional que alcanzó una bajada media del 6,2 por ciento. Se trata en este caso de la quinta mayor caída del país superada por Extremadura (-27,3 por ciento), Castilla-La Mancha (-24,2 por ciento), La Rioja (-22,1 por ciento) y Canarias (-14,3 por ciento).

Por su parte, el capital prestado en Castilla y León para la constitución de hipotecas sobre viviendas ascendió a 85,9 millones de euros, un 5,4 por ciento menos que en febrero de 2017, frente a un 17,4 por ciento más en España. En comparación con el mes anterior se ha producido una caída del 19,8 por ciento (-7,9 por ciento en el resto del país).

Las comunidades en las que se presta más capital para la constitución de hipotecas sobre viviendas son Comunidad de Madrid (866,2 millones de euros), Cataluña (622,8 millones) y Andalucía (544,8 millones).

En total y según los datos aportados por el INE, los ciudadanos de Castilla y León hipotecaron durante el mes de febrero 1.504 fincas, tanto rústicas como urbanas, por valor de 193,2 millones de euros. En concreto, se hipotecaron 1.428 fincas urbanas por un valor de 184,9 millones de euros y se constituyeron 76 hipotecas de fincas rústicas por 8,2 millones de euros.

Valladolid fue la provincia en la que se hipotecaron más fincas en febrero de 2018 con un total de 388 por valor de 42.067. Le siguen León(283 fincas por 29,9 millones de euros), Burgos (238 por 21,1 millones de euros) y Salamanca (194 por 16,5 millones).

Por debajo de las 150 fincas hipotecadas se situaron el resto de las provincias de Castilla y León: Segovia (123 fincas por 42,5 millones), Ávila (93 fincas por 8,5 millones), Palencia (73 fincas por 6,4 millones), Zamora (67 fincas por 13,6 millones) y Soria (45 fincas por 12,2 millones).

En concreto, de las 1.428 fincas urbanas hipotecas en febrero 989 eran viviendas, por un capital de 85,9 millones de euros; 110 eran solares, por un capital de 20,8 millones de euros, y 329 eran catalogadas como "otras urbanas", por 78,2 millones de euros.

El mayor capital de las fincas urbanas hipotecadas en febrero correspondió a los bancos (64,4 millones correspondientes a 1.221 fincas hipotecadas), seguidos de las otras entidades (20,5 millones correspondientes a 207 fincas).

Por su parte, el mayor capital de las fincas rústicas hipotecadas en febrero de 2018 correspondió los bancos (4,3 millones correspondientes a 41 fincas), seguidas de otras entidades (3,9 millones correspondientes a 35 fincas hipotecadas).

Por último, en febrero de 2018 se cancelaron registralmente en Castilla y León un total de 2.601 fincas (132 fincas rústicas, 1.560

viviendas, 108 solares y 801 "otras urbanas").

Consulta aquí más noticias de Valladolid.