Niños, infancia, pobreza infantil, colegio
La tasa de desigualdad que registra la Comunidad afecta especialmente a los menores. SAVE THE CHILDREN

La Comunidad de Madrid está lejos de los objetivos propuestos por el Fondo de la ONU para la Infancia, Unicef, relacionados con la pobreza infantil y la exclusión social de los menores madrileños, que afecta al 29%, 343.948 personas. Así lo refleja el informe que el director ejecutivo del Comité España, Javier Martos, presentó esta semana en la Asamblea de Madrid, que pinta un panorama nada positivo sobre la asistencia a los menores más vulnerables por parte del Gobierno regional.

Unicef propone una serie de metas para distintos objetivos en los que, en el mejor de los casos, Madrid obtiene una nota "mejorable". Saca "suspenso" en la cantidad de niños pobres o en exclusión social, un 29% en 2016, lejos de la meta para 2020 (24%) y 2030 (10%). También queda alejado de lo que se espera para los próximos años por lo que respecta a los niños que viven en hogares donde los adultos tienen poco trabajo o también en inversión en educación.

Mejor está, pero sin llegar tampoco al aprobado, el presupuesto público que el Gobierno regional destina a la atención a la familia y a la infancia, que se sitúa este año en el 0,0465% del PIB, lejos del 0,07% que Unicef desearía para 2020. Asimismo, el 5,7% de los niños vive en hogares con "privación material severa" y Unicef esperaría que en 2020 se redujera a 4% y a 2% en 2030, el año en que los países evaluarán sus esfuerzos para convertirse en sociedades más equitativas.

Desigualdad

Precisamente, la desigualdad es el principal problema de niños y adolescentes en la Comunidad de Madrid, la región más rica de España pero en la que sin embargo se observa una menor inversión en educación, protección y en factores más propios de adultos como la renta mínima de inserción (RMI), que inciden directamente en el bienestar de los menores. Con 532,51 euros, RMI madrileña sólo supera a las de Ceuta y La Rioja.

Junto a Canarias, Madrid es la comunidad más desigual, algo que afecta especialmente a la población de 0 a 17 años, según Unicef. En un país ya de por sí desigual como España, sólo superado por Rumanía en la clasificación de la OCDE, Madrid lo es más aún. Según Unicef, la diferencia entre el 20% que más ingresa y el que menoes en España es 6,6 veces. En la Comunidad, 10,2.

"De forma sencilla y directa, los niños y las niñas han sido golpeados más duramente por la crisis y pagarán las consecuencias durante más tiempo", dice el informe sobre la situación general en España. Una vez más, Madrid vuelve a quedar en evidencia. Mientras que la tasa de pobreza española se ha mantenido sin grandes variaciones desde 2011 (30,5% en 2014 y 29,7% en 2016), en la Comunidad sufrió un incremento notable, del 19,1% al 26,2% desde 2015.

No todo es negativo, porque la Comunidad registra menores tasas de abandono escolar, que en los últimos años se ha reducido más que en el país en conjunto y hoy se sitúa en 14,6% frente a 19%.

Tras presentar estos datos en la Asamblea de Madrid, Martos percibió buena disposición de de«muchos grupos» para firmar un Pacto Autonómico para la Infancia, donde Madrid tampoco destaca. Junto con Asturias, es la única comunidad que no lo tiene, con la diferencia de que el Principado lo firmará en breve, en cuestión de semanas. Con la crisis política madrileña, aquí ni está ni se le espera de momento.

Más dinero para niños y familias

En su informe, Unicef también hace recomendaciones al Gobierno regional, como la de crear una ayuda de 1.200 euros al año para cada niño a cargo, empezando por los más vulenrables. 

También porpone la Renta Mínima de Inserción, que en la Comunidad es de 532,31 euros al Salario Mínimo Interprofesional, que asciende a 735 euros. También priorizar el acogimiento familiar o aumentar la inversión en colegios por cada alumno.