Agencia Tributaria de Baleares. Imagen de Archivo
Agencia Tributaria de Baleares. Imagen de Archivo CAIB

Estos cambios, según ha detallado en un comunicado la Conselleria de Hacienda y Administraciones Públicas, vienen propiciados por el periodo voluntario de pago del impuesto de circulación y de la tasa de residuos sólidos urbanos del año 2018 del Ayuntamiento Palma, hasta el 14 de mayo.

De este modo, las dos oficinas de la ATIB en Palma, ubicadas en las calles de Francesc de Borja Moll y de Isidor Antillón, permanecerán abiertas en horario ininterrumpido de atención al público entre las 8.15 y las 17.45 horas los lunes laborables, entre las 8.15 y las 16.45 horas de martes a jueves laborables, y mantendrán el horario habitual de 8.15 a 14.45 horas los viernes laborables.

Además, ATIB también ha reforzado los puntos de atención al público de las dos oficinas. Concretamente, en la de la calle de Francesc de Borja Moll, el número de puntos de atención ha aumentado de cinco a ocho, pero son ampliables hasta once, mientras que en la oficina ubicada en la calle de Isidor Antillón, la cual normalmente ha tenido tres puntos de atención, se han ampliado en los casos que sea necesario hasta cinco.

NUEVO SISTEMA DE CARTERO VIRTUAL DE AVISOS

Por otro lado, la ATIB ha puesto en marcha el nuevo sistema del cartero virtual para recibir los avisos de pago de manera telemática, una comunicación sin papel, disponible las 24 horas del día mediante cualquier dispositivo con acceso a Internet, y ya se han registrado más de 60.000 accesos a este sistema desde el día 14 de marzo.

Con este nuevo sistema, también han aumentado tanto la atención a personas con cita previa en las oficinas como las domiciliaciones de pago de estos recibos, una de las recomendaciones que hace la ATIB cuando se trata de tributos locales de cobro periódico por recibo.

La ATIB también recomienda la adhesión al servicio permanente de mensajes y avisos para recibir información de actuaciones relacionadas con la recaudación de los tributos.

En relación al año pasado, los contribuyentes que han domiciliado el pago de los recibos de los tributos mencionados han aumentado en cerca de un 9 por ciento en el caso de la tasa de residuos urbanos sólidos y de un 18 por ciento en el impuesto de circulación, según los últimos datos facilitados por la ATIB.

La atención con cita previa también se ha incrementado este año, mientras que se ha ido reduciendo el número de personas atendidas sin haber concertado una cita con antelación. De hecho, la atención con cita previa se ha triplicado en Palma respecto al año pasado. La comparativa entre 2017 y 2018 en el mismo periodo del año (1 de enero a 12 de abril) refleja este incremento: de 2.167 a 7.370 personas atendidas con cita previa en la oficina de recaudación de la calle de Francesc de Borja de Moll, y de 746 a 2.590 en la de la calle de Isidor Antillón.

El servicio del cartero virtual de avisos, al cual se puede acceder con un código de contribuyente, permite obtener los avisos de pago en periodo voluntario de tributos locales de cobro periódico (recibidos), como por ejemplo el impuesto sobre bienes inmuebles, el impuesto sobre vehículos de tracción mecánica, el impuesto sobre actividades económicas o las tasas municipales.

Si no se accede al cartero virtual, también se puede obtener el recibo correspondiente de forma presencial en cualquier oficina de recaudación de la ATIB y también en su portal web (www.atib.es), el cual ofrece otras tres vías alternativas (con el aviso de pago del ejercicio anterior, en la carpeta fiscal si se tiene certificado digital reconocido por la ATIB y a través del sistema de consultas y sugerencias por correo electrónico) y se puede conocer más información y plantear consultas y dudas.

Desde el 1 de enero y hasta el 12 de abril de 2018, a través del sistema de consultas y sugerencias habilitado en la página web de la ATIB, se han contestado 6.111 correos electrónicos para resolver dudas y consultas, así como para proporcionar información relativa a cuestiones relacionadas con la gestión y recaudación de tributos que lleva a cabo.